Con peregrinación indígenas tzotziles exigen libertad para Alberto Patishtán

Con peregrinación indígenas tzotziles exigen libertad para Alberto Patishtán

San Cristóbal de Las Casas, Chis. Más de mil católicos de la diócesis local realizaron hoy en esta ciudad una peregrinación para exigir la liberación de Alberto Patishtán Gómez, preso desde hace 13 años.

Al grito de “libertad para Alberto Patishtán”, los católicos, en su gran mayoría indígenas provenientes de once parroquias tzotziles, recorrieron calles y avenidas bajo una pertinaz llovizna.

“Gobierno, entiende, Alberto es inocente” y “Patishtán, Patishtán, tus amigos aquí están”, corearon los peregrinos, que portaron imágenes religiosas y acompañaron la caminata de más de una hora y media con música tradicional.

Encabezada por varios sacerdotes, entre ellos el vicario de justicia y paz de la diócesis, y Marcelo Pérez Pérez Pérez y Manuel Gómez Pérez –tzotziles ambos–, párrocos de Simojovel y Chenalhó, respectivamente, la peregrinación concluyó en la catedral de San Cristóbal, con una misa.

Allí, la organización católica denominada Pueblo Creyente, organizadora de la peregrinación junto con el equipo tzotzil de la diócesis, pidió a los magistrados del Primer Tribunal Colegiado de Circuito que resolverá el caso, “que se decidan por la justicia y le otorguen la libertad a nuestro hermano Alberto Patishtán Gómez”.

El sacerdote jesuita, Pedro Arriaga, manifestó en la homilía que “nuestra oración es para que nuestro hermano Alberto sea liberado; la catedral está llena pidiendo que Dios nos escuche y cambie el corazón de quienes no han trabajado por la justicia”.

El presbítero Marcelo Pérez, originario de San Andrés dirigió en un mensaje a los católicos reunidos en la catedral, preguntando, a propósito de la próxima celebración der la independencia: “¿Cómo podemos vivir la libertad cuando nuestro hermano Alberto Patishtán lleva 13 años preso siendo inocente?”.

Agregó: “¿Cómo podemos vivir la libertad si es eclipsada y enterrada por proyectos asistencialistas que sólo ofrecen migajas como la llamada Cruzada Nacional contra el Hambre, cuyo verdadero objetivo es adormecer las conciencias de la lucha por la libertad y la autonomía de los pueblos originarios?”.

Sostuvo que “nuestro verdaderos hambre y sed son por la justicia, la verdad y la democracia, por el respeto a nuestra madre tierra, a nuestra cultura como indígenas. Nuestro hambre es por la reinvindicación del pueblo indígena en su pleno derecho de ser sujeto de su historia”.

El padre Arriaga informó que los obispos Felipe Arizmendi Esquivel y su auxiliar Enrique Díaz Díaz no asistieron a la misa porque se encontraban en otras actividades en el municipio de Oxchuc, desde donde “están elevando sus oraciones para que sea liberado” Patishtán Gómez.

El abogado Leonel Rivero informó que el caso de Alberto podría ser resuelto hoy por el Primer Tribunal Colegiado de Circuito, con sede en Tuxtla Gutiérrez, donde decenas de personas realizan un plantón en espera del fallo.

En espera del resolutivo, afuera de la catedral de San Cristóbal se mantienen en ayuno y oración desde el pasado lunes, medio centenar de indígenas católicos de los Altos de Chiapas, quienes también exigen justicia para 17 familias desplazadas el 23 de agosto del ejido Puebla, municipio de Chenalhó, luego de ser amenazadas por las autoridades y la mayoría evangélica. También durante la peregrinación y la misa se exigió a las autoridades estatales resolver este caso.

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ