■ Comentarios Libres Oportuna reforma al Poder Judicial de la Federación

■ Comentarios Libres Oportuna reforma al Poder Judicial de la Federación

La naturaleza misma del poder encargado de impartir justicia, lo ha llevado a comparaciones muy relevantes con los otros dos. Tanto los integrantes del Poder Legislativo como el Ejecutivo, son electos popularmente y eso permite una interacción directa con los ciudadanos, porque durante sus campañas conocen sus propuestas y anualmente, en el caso de los legisladores, dan informes de sus logros en el distrito al que pertenecen; tratándose del Ejecutivo, lo presenta por escrito ante el Congreso de la Unión, al iniciar el primer periodo de sesiones ordinarias. Los ven en fotografías; se comenta sobre ellos en redes sociales y conocen de su participación en eventos y actos públicos. Se conoce que los legisladores integran el Congreso de la Unión y sesiona de manera ordinaria y extraordinaria; también se sabe que el Ejecutivo despacha en Palacio Nacional, aunque por este sexenio ese protocolo fue sustituido por “las mañaneras”. La ciudadanía se entera de sus debates y contradicciones, porque en esos dos poderes todos los actos que constitucionalmente les corresponde son de carácter público. Igual conceden conferencias de prensa a los medios que lo soliciten. Además, el Ejecutivo, a través de sus Secretarios del Despacho correspondiente, acude ante las cámaras para rendir cuentas cuando así se le requiera. Se conoce incluso el nombre de muchos. Por eso, en cierta forma esos dos poderes son “más transparentes”.

Con el Judicial no ocurre así.
Es precisamente esa falta de transparencia, lo que ha provocado una crisis de desconfianza en las instituciones encargadas de impartir justicia, que se origina en el secretismo y la opacidad que suele tener el Poder Judicial. Esto es un atentado contra la democracia, porque las personas pierden totalmente la confianza en esas instituciones cuya función debería ser la protección de sus derechos para garantizar plenamente el orden constitucional.

No solamente es esto. Al interior del máximo órgano del poder judicial como lo es la Suprema Corte de Justicia de la Nación, prevalece un alto índice de corrupción. En un afán de combatirla, en el mes de agosto del año pasado, se creó la “Unidad General de Investigación de Responsabilidades Administrativas” (Ugira). Esta instancia tiene el propósito de fijar parámetros eficaces que permitan al área encargada de la investigación de este alto tribunal, hacer frente a las quejas y denuncias por posibles responsabilidades administrativas, a fin de garantizar el ejercicio eficaz e independiente de sus funciones, con apego a principios de tutela judicial efectiva y oportuna.

La Ugira, recibirá y tramitará las quejas por presunta corrupción de los funcionarios de la SCJN, aunque, respecto a las denuncias contra ministros podrá también prevenir al denunciante o desecharlas. Asimismo tendrá facultades en caso de acoso laboral o sexual, para lo cual podrá recabar toda la información disponible y proponer el inicio del procedimiento que corresponda.

Respecto del grado de corrupción que carcome al Poder Judicial de la Federación, Néstor Martínez Cristo en un artículo titulado “Jueces corruptos”, publicado en la página 18 de La Jornada el jueves 6 de junio de 2019, indicaba: “El presidente de la SCJN y del Consejo de la Judicatura Federal Arturo Zaldívar Lelo de Larrea, hizo delicadas revelaciones pues admite que existen juzgadores federales corruptos que incluso, han llegado a establecer nexos con el crimen organizado.

Las declaraciones de Zaldívar, quien desde su llegada a la Corte se echó a cuestas la nada fácil tarea de erradicar la corrupción y el nepotismo existente en el Poder Judicial, cimbró las estructuras de juzgados y tribunales en todo el país y causó enojo, molestia y, desde luego, preocupación, entre los juzgadores.

El ministro presidente reconoció que la lucha contra la corrupción, enfrenta fuertes resistencias hacia adentro y hacia afuera del Poder Judicial, tal vez el más conservador y opaco de los poderes de la Unión”.

Ante ese panorama desalentador, en el mes de febrero pasado el ministro presidente de la Corte, presentó una iniciativa que busca consolidar un Poder Judicial más fuerte, con autonomía e independencia y que imparta una justicia para todas las personas. Tal iniciativa, fue aprobada el viernes 27 del pasado noviembre en la Cámara de Senadores y turnada a la de Diputados.

Se sustenta en los siguientes ejes:
1.- Consolidación de una verdadera carrera judicial, para todas las categorías a las que se acceda por concurso de oposición.
2.- Limitación a la discresionalidad de los nombramientos otorgados por jueces y magistrados, para garantizar que sólo se otorguen a los vencedores en los concursos.
3.- Establecimiento de políticas que orienten las determinaciones del Consejo de la Judicatura. Federal.
4.- Reforzamiento de las facultades institucionales de combate a la corrupción y al nepotismo.
5.- Impulso a la capacitación y profesionalización, mediante la creación de la Escuela Judicial.
6.- Fortalecimiento del Instituto de la Defensoría Pública.
7.- Que el rol de la SCJN, únicamente sean los asuntos más relevantes para el orden jurídico nacional.
8.- Establecimiento de plenos regionales en sustitución de los plenos de circuito.
9.- Transformación de los Tribunales Unitarios de Circuito, en Tribunales Colegiados de Apelación.
10.- Modificar al sistema de jurisprudencia. ■

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ