Pluriversidad versus Universidad; hacia una filosofía plural

Pluriversidad versus Universidad; hacia una filosofía plural

Tenemos que exigirnos una “cultura general”
solvente, descolonizada, multidisciplinaria y
exhaustiva para acceder a la práctica de
transformar al mundo cotidianamente, y eso
no es un capricho “intelectual”, es un imperativo
ético-revolucionario.
Fernando Buen Abad Domínguez

A la fecha, los planes de desarrollo institucional de las universidades, no responden a las necesidades de una sociedad a la que le deberíamos llamar plural, en consecuencia, no existe plena conciencia y conocimiento social. Si se trata de luchar contra una cultura universitaria aletargada, descontextualizada, inercial, acrítica y más, entonces, habrá que pensar en un proyecto educativo que tenga como fin último, generar una cultura de buena convivencia. Pensar en una pluriversidad, implica el considerar ejes transversales que tengan la finalidad de fortalecer la dinámica universitaria y el modelo curricular; los ejes a considerar podrían ser los siguientes: derechos humanos, equidad de género, interculturalidad, conocimiento, justicia, diversidades funcionales, diversidades cognitivas, entre otros.

La idea que se tiene de la universidad, que es universal, no multidisciplinar ni plural; concebir a las universidades plurales, nos remite a pensar en fortalecerlas con acciones diferentes a las hoy practicadas, implica, además, incursionar en una racionalidad pluralista. La filosofía debe ser vista como el motor de las universidades, la disposición hacia el estudio de la filosofía, lleva el deseo de saber y, por supuesto, referirlo a fortalecer la ciencia y a las artes. Podría pensarse que la pluriversidad sería contrapeso de la universidad, siendo así, se debería promover, por su utilidad, una filosofía pluralista. En las universidades tradicionales solamente se manifiesta el deseo de saber y no tanto de construir conocimiento, en cambio, en las pluriversidades, se despertaría el deseo de querer, poder, tener y vencer.

Un proyecto pluriversitario, debe ser un proyecto filosófico, donde se manifieste un deseo de saber, sí, pero que se dirija a lo plural; siendo así, la filosofía debe ser pluriversal, no universal. Un saber técnico requiere conocimiento, éste no es teórico sino práctico, estos saberes no son modos de ser, sino modos de hacer; tal parece que las universidades hoy día, solo promueven un saber hacer (praxiología), cuando mucho un saber hacer bien (axiología). Una modalidad del deseo de saber es el afrontar las necesidades y resolver problemas prácticos, las universidades actuales deben ir mucho más allá de esto.

En los procesos pluriversales o de universidades plurales, es necesario promover la pluralidad, la pluriversidad y la pluriversalidad; bajo esta idea, todo ser humano puede llegar a ser filósofo y científico, esto implicaría el aprender cosas distintas a las disciplinarias y se reflejaría a manera de transversalidad y de fortalecimiento. Realmente no existe el concepto de interculturalidad educativa o en educación, en consecuencia, se hace necesario abrir este tema a debate en todos los espacios y contextos done se oferte la educación superior; esto puede traer como la descolonización del conocimiento.

Tal vez lo que motiva a socializar el término de educación intercultural, es el análisis que se ha hecho acerca de la educación rural, esta tiene dos referentes: 1) la capacitación de necesidades propias de los sistemas feudales y 2) la tecnificación de la mano de obra; esto, por supuesto, trajo como consecuencia las reformas educativas de un sistema neoliberal y, las reformas educativas producto del debate pedagógico que se dio en los años noventa. En este siglo XXI debe surgir un movimiento educativo emergente, es aquí donde la educación intercultural en todos niveles educativos jugaría un papel importante, en las universidades es más que urgente esta reorientación.

La educación intercultural surge del estudio que históricamente se ha hecho de la educación indígena, ésta no es producto de la educación intercultural neoliberal; también, de una manera permanente, el movimiento indígena ha hecho públicas sus demandas por la adjudicación de derechos como etnias. Cierto, varias comunidades indígenas tienden a formarse en instituciones universitarias, si lo hacen desde una perspectiva intercultural, le darían una nueva imagen a las instituciones educativas-imagen pluriversal-; esto, por desgracia no ha sido posible toda vez que las etnias se enfrentan a dos grandes enemigos; la economía y la discriminación racial.

La educación superior intercultural debe ser plural en todas sus dimensiones, no podría pensarse en universidades exprofeso para indígenas, más bien habrá que pensar en la incorporación de jóvenes indígenas a universidades de contextos urbanos. Esto llevaría a pensar que se pueden desincorporar o desintitucionalizar los proyectos educativos para dar pauta a la conformación de otros proyectos, que sean consecuencia de consultas abiertas. La educación superior pluriversal no concibe las universidades mercantilistas puesto que sus saberes, conocimientos y valores se encuentran occidentalizados. La pluriculturalidad en el seno de las universidades debe asumir el compromiso de descolonizar el conocimiento, una universidad diseñada por el estado conduce a entregar a la sociedad mercantil, mano de obra barata.

En sí, la mejor alternativa para pensar en una universidad plural-pluriversidad-, es la de implementar de manera transversal teorías críticas en cada una de las carreras universitarias. Evoco para ello el pensamiento del Poeta Césaire, mismo que a la letra dice: “Una civilización que se muestra incapaz de resolver los problemas que suscita su funcionamiento, es una civilización decadente. Una civilización que escoge cerrar los ojos ante sus problemas más cruciales, es una civilización herida. Una civilización que le hace trampa a sus principios, es una civilización moribunda”. Espero y con esto quede comprendida la diferencia entre una universidad y una pluriversidad.

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ