Sin importar el resultado electoral en EU, México seguirá la relación de subordinación: García Zamora

Sin importar el resultado electoral en EU, México seguirá la relación de subordinación: García Zamora
Ciudadanos en Estados Unidos esperan el conteo final de votos, ante resultados cerrados entre los dos candidatos a la Presidencia ■ foto: la jornada

Dice que en caso de que gane Biden, sería una posición de mayor apertura y diálogo, y de una relación internacional más racional y menos agresiva como la de Trump

De perder, Trump amenaza con acudir a la Suprema Corte y decir que hubo un fraude en la emisión del voto postal

 

El proceso electoral en Estados Unidos ha provocado incertidumbre en todo el mundo, pero en México la afectación es doble porque no se cuenta con un proyecto de relaciones internacionales que no se base en la subordinación, afirmó Rodolfo García Zamora, investigador de la Unidad Académica de Estudios del Desarrollo de la Benemérita Universidad Autónoma de Zacatecas (BUAZ).

Sobre la elección del presidente en el vecino país del norte, refirió que la población más desfavorecida votó en contra de Donald Trump, pero mantiene el apoyo del 40 por ciento que corresponde al sector conservador. Habrá que esperar, entonces, a que se realice el cálculo final y así se conocerá la diferencia de votos entre ambos.

“La incertidumbre persiste por las amenazas reiteradas de que, si pierde Trump. Amenaza con acudir a la Suprema Corte y decir que hubo un fraude en la emisión del voto postal. Entonces la incertidumbre no va a terminar con la cuantificación de los votos, salvo que la diferencia sea tan clara que, en el eventual caso donde gane Biden, no haya margen de apelación”, dijo.

Refirió que esa incertidumbre se está reflejando en las Bolsas de Valores de todo el mundo y países como China, Rusia y la Unión Europea están evaluando el escenario de que siga Trump o de que gane Biden.

En caso de que gane Biden, dijo García Zamora, sería una posición de mayor apertura y diálogo, y de una relación internacional más racional y menos agresiva como la que ha caracterizado a la gestión de Trump.Asimismo, comentó que el gobierno mexicano, además del Senado, debería tener claro que uno ha sido el trato con Trump, y en el escenario en el que gane Biden, tendrá que modificar la actitud hasta ahora.

“Sería lamentable que en esta situación tan delicada para México, ni el gobierno ni el Senado ni el Congreso tuvieran escenarios alternativos para tener una verdadera política de relaciones exteriores y subordinada, como ha pasado en los últimos dos sexenios, incluido el actual, al gobierno de Estados Unidos”, indicó.

Aunado a ello, expuso que México no tiene una verdadera política económica de reactivación y le apuesta a que el T-MEC sea el instrumento fundamental de la recuperación económica.

García Zamora consideró que el gobierno debería tener dos escenarios, en que gane uno u otro, pero hasta el momento no ha tenido alguna política específica hacia Estados Unidos más que la subordinación total.

Reiteró que el gobierno mexicano no cuenta con una política exterior clara y precisa, y sin alguna política alterna o diferente a la que había tenido el gobierno de Enrique Peña Nieto, de forma que si el gobierno anterior se subordinó al grado de invitar Trump, siendo candidato, en el caso actual el presidente inició campaña a la vez que permitió una visita del presidente de México como parte de su estrategia electoral.

“El mensaje subliminal para la población la tina, especialmente la mexicana, era que el gobierno de México está apoyando al presidente actual y candidato republicano. Lo lamentable es que el Gobierno de México entró sin tener una verdadera política exterior ni una política diferente de relaciones con Estados Unidos y fue terrible cuando el secretario de Relaciones Exteriores aceptó la subordinación a la política migratoria, de frontera y de seguridad”.

Aunado a ello, García Zamora recordó que no hay alguna política de reactivación económica y sólo se le apuesta al T-MEC, entonces, “tristemente, con una gran decepción, el gobierno actual está subordinado totalmente a Estados Unidos”.

Asimismo, manifestó que en el caso de que gane Biden, la subordinación de México será la misma y el Senado, que seguirá en manos del Partido Republicano, profundizará esa relación.

Uno de los mayores problemas del Gobierno de México, agregó, es que no tiene una política de desarrollo económico ni tampoco una política diferente de relación con Estados Unidos y con el resto del mundo.

Por último, opinó que la simpatía de un sector importante de la comunidad latina, por Donald Trump, obedece a que han proliferado religiones fundamentalistas y una parte importante del electorado se ha incorporado a estas iglesias tradicionales y conservadoras que históricamente han apoyado a los candidatos republicanos.

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ