Los claros y los oscuros de la 4t: a dos años del sueño

Los claros y los oscuros de la 4t: a dos años del sueño

Todos los mexicanos esperábamos un nuevo estilo de gobierno que desterrara ‘el estilo palacio’ y lo cambiara por la llamada sobriedad republicana, y se constata que una cantidad enorme de abusos y privilegios han sido superados por el estilo del presidente López Obrador. Es decir, se ha impuesto un estilo distinto al de los últimos gobiernos. Se fueron políticos que identificaban el mando con formas aristocráticas y fuera de lugar de conducirse. Las narraciones de lujos son de ensueño. Ahora eso ha cambiado. Sin embargo, un estilo sobrio, da un buen mensaje, pero no es suficiente para tener un gobierno exitoso: el éxito de un gobierno consiste en que logre resolver los grandes problemas nacionales y como siempre lo hemos dicho: que impacte en el Desarrollo Humano de la población. Sin embargo, para algunos, la 4T tiene un problema serio de origen en el momento de plantear el Plan de Desarrollo: dos documentos que no se lograban armonizar, pero los presentaron sumados. Un manifiesto político del Presidente y un documento técnico de Hacienda; el primero era ambicioso pero no tenía metas ni estrategias, y el segundo sí tenía forma de plan pero no tenía ambiciones. Al final, el documento de Hacienda fue descalificado públicamente por el Presidente y no ha sido sustituido. Por tanto, significa que en términos reales no hay Plan Nacional de Desarrollo, aunque es claro políticamente hablando lo que pretende el presidente López Obrador.

Las Redes de Corrupción han comenzado a ser desmontadas por las investigaciones de la Unidad de Inteligencia Financiera, que sin duda ahora mismo es la perla del gobierno. El congelamiento de las cuentas de algunos narcotraficantes y la investigación de las empresas “factureras” han mostrado la eficacia del equipo que está al frente de esa importante Unidad, y muestra lo que se puede hacer para combatir la corrupción cuando hay voluntad política para hacerlo. Sin embargo, disminuir los nudos de la corrupción institucional no significa que el país puede convertirse en un México justo: con menos pobres y más igualitario. La pobreza no se ha movido un gramo y la desigualdad con todos los programas sociales que ya están en la Constitución posiblemente se vea disminuida en el largo plazo. El programa para apoyar a los Jóvenes con una beca para conseguir un empleo, tiene muy buenas intenciones, pero empezó con un monto de 40 mil millones de pesos, y al año siguiente se le disminuyó hasta 27 mmdp su presupuesto, carece de indicadores de seguimiento para saber qué tanto éxito ha tenido las dos generaciones que deben haber egresado ya del programa. Las mediciones de precarización laboral siguen siendo las mismas.

Un tema muy sensible ha sido la seguridad pública. En el plan anunciado al inicio del gobierno se afirmaba la necesidad de ‘ir a las causas’. Y por eso, pensamos que tendrían dos ejes de apoyo a la seguridad: en la disminución de los factores de riesgo de incorporación de los jóvenes en las filas del crimen organizado, y en las condiciones económicas y educativas de dichos jóvenes. Pero la política de Prevención del delito está prácticamente desaparecida y la estrategia económica, con la pandemia de Covid-19, parece que llevará más tiempo que tome vuelo. La Guardia Nacional, que cumple un año, continúa en construcción y aunque se puede decir que los indicadores en la mayoría de los delitos, salvo el homicidio que permanece sin incrementos, pero con niveles alarmantes de violencia, tienen disminuciones importantes en secuestro con -63.37%, robo de vehículo con -40%, robo total que muestra una disminución del 35.72%, feminicidio -31% y la incidencia delictiva del fuero federal -40.74%. Se entiende que la pacificación del país lleva tiempo, pero la propuesta de la despenalización de las drogas ha desaparecido de la agenda gubernamental y es parte fundamental dar ese paso. Para terminar: existe la expectativa de que aun puedan modificar los criterios de política económica y superar los dogmas neoliberales en los que aun está atrapado el actual manejo macroeconómico nacional. Iniciamos una crisis brutal que apunta a ser histórica, y eso exige mucho más al gobierno actual que cumple dos años de haber ganado de forma abrumadora y legítima.

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ