Stop Covid: Lavarse las manos

Stop Covid: Lavarse las manos
“De tanto lavarme las manos por Coronavirus apareció un examen que hice en 1981”, señala la imagen, a manera de broma ■ foto: cortesía

■ “El humor en tiempos del Corona: 40 imágenes para una cuarentena”

 

La metáfora militar no se ha referido sólo a las mascarillas como medio para combatir al virus, sino que también lo han hecho un cierto número de gestos que han contribuido a hacer del cuerpo una suerte de armadura. Por ejemplo, lavarse las manos de manera frecuente se transformó en una defensa contra las moléculas malignas.

Las virtudes protectoras de este elemental gesto de higiene, habitual en el ámbito hospitalario, se convirtieron en el nuevo rito ceremonial para los ciudadanos que, erigidos en combatientes, participaban en expediciones explorando el mundo exterior.

Las autoridades sanitarias prodigaron miles de consejos para cuidarse correctamente, difundidos por los expertos que explicaban el modo de transmisión del volátil virus a través de las manos potencialmente asesinas. Los carteles fueron fijados para enseñar las técnicas de un gesto del que creíamos conocer todos los secretos.

La producción humorística percibió al instante la dimensión cómica de este ritual, antiguo por su banalidad, pero nuevo en sus funciones dentro del contexto de la pandemia. Los giros paródicos de los carteles surgieron, como la adaptación de las etapas del lavado de manos, para ser memorizados, en la primera estrofa de la Internacional. Numerosas imágenes surgidas se burlaban también de su carácter a veces obsesivo.

En nuestra imagen del día observamos en un plano detalle una mano recubierta en su totalidad por palabras escritas con tinta de bolígrafo. El comentario revela el misterio: “De tanto lavarme las manos por Coronavirus apareció un examen que hice en 1981”. El lavado de la mano-pergamino, transformado en palimpsesto, ha hecho que aflore un estrato del pasado sepultado.

El humor es, para empezar, visual, con el espectáculo de esta chuleta pletórica, cuidadosamente caligrafiada. El comentario se sirve igualmente de un principio de exageración en la datación del recordatorio encontrado, remontándose a hace casi 40 años. La acumulación de capas de mugre desde ese entonces aparece pues implícita en la frase.

El humor revela el carácter compulsivo del lavado de manos, que para algunos se ha convertido en una obsesión. Del mismo modo que la mascarilla, éste recordaba de manera repetida en el día a día, a cada lavado, la pérfida presencia de la enfermedad y nuestra condición de víctimas potenciales.

Mañana: Stop Covid: Técnicas de distanciamiento.

*Catedrática de Artes Visuales en la Universidad Sorbona

** Traducción del francés por Jordi Macarro Stop Covid: Se laver les mains

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ