■ El Mirador de Heródoto El himno universitario y el espíritu identitario de Manuel Cervantes Mascorro

■ El Mirador de Heródoto El himno universitario y el espíritu identitario de Manuel Cervantes Mascorro

Los símbolos que identifican a nivel local, nacional y mundial a la Universidad Autónoma de Zacatecas son el himno, escudo, bandera y lema, sirven de vínculo para todos sus integrantes, constituyen parte de su patrimonio intangible promotor de identidad y son motivo de orgullo institucional.
El Mirador de Heródoto,
décimo aniversario de la creación
del himno institucional (septiembre, 2016).

El término himno, definido desde el diccionario de las raíces grecolatinas, es una palabra que procede del latín “hymnus” (a su vez derivado del griego “hýmnos”), su uso tiene varias implicaciones que van desde ser considerado una obra poética dedicada a alabar a determinados héroes o divinidades, hasta para glorificar o festejar un determinado acontecimiento, como una victoria militar. En lo personal, prefiero el concepto más coloquial que lo define como una composición literaria musical que identifica a un país, municipalidad o una institución, un elemento identitario para dignificar a una colectividad.

Con respecto a los elementos emblemáticos de nuestra institución, el Estatuto General de la UAZ, en su artículo cuatro, señala: “La Universidad contará con un himno, un escudo y un lema oficial, mismos que aprobará y reglamentará el Consejo Universitario, y que deberán registrarse ante las instancias correspondientes. En cuanto al escudo y lema, su uso será obligatorio en toda la documentación oficial”. Ese era el espíritu de la administración en septiembre de 2004, rumbo a la conmemoración del 175 aniversario de fundación de nuestra máxima casa de estudios en el 2007 y, con ello, se dio paso a las actividades para generar los materiales mencionados, generadores de identidad.

En el caso concreto de nuestro himno, en septiembre de 2005, en el intervalo del rectorado de Alfredo Femat Bañuelos, bajo la coordinación de Carlos Ulises Girón Sifuentes se emitió la convocatoria para su creación. El ganador del certamen en cuanto a composición de la letra fue el docente universitario Pablo Parga Parga, victoria que se dio a conocer en el foyer del Teatro Calderón durante una ceremonia el 23 de mayo de 2006; hubo un póster conmemorativo que el autor firmó para los interesados en el resguardo de la memoria histórica y para cada una de las unidades académicas. Aún podemos encontrar en algunas oficinas universitarias cuadros que muestran y resguardan el histórico documento.

La composición de la música, basada en la letra ya existente, correspondió al músico, compositor y arreglista Manuel Cervantes Mascorro, de amplia trayectoria profesional. La presentación oficial del himno a la UAZ fue el 6 de septiembre de ese mismo 2006: un coro de universitarios lo interpretó magníficamente bajo la dirección de Alfonso Vázquez Sosa.

A dos años del deceso de Manuel Cervantes Mascorro, a manera de homenaje póstumo y reconocimiento por su trayectoria, conviene rescatar parte de su vida como músico, pero también en forma distintiva por su carácter afable y gran amor a Zacatecas y a nuestra Universidad.

El autor de la música del himno de nuestra UAZ nació el 26 de diciembre de 1955 en la ciudad de Zacatecas, y desde muy pequeño mostró sus cualidades y gusto por la música, sin duda fue alguna herencia de su padre Manuel Cervantes Mares, quien era un músico reconocido en el ambiente artístico local. En su adolescencia el estimado “Merques”, como le llamaban sus amigos, formó parte de la Banda de Música del Estado, que entonces se encontraba bajo la dirección del maestro Juan Pablo García Maldonado. Sediento de aprendizaje, el joven se trasladó a la Ciudad de México, donde adquirió experiencia y amplió sus horizontes como profesional de la música.

En las oportunidades de regreso a Zacatecas, trabajó, entre otros, con Luis Félix Serrano y fundó un ensamble propio, La Séptima Galaxia, que amenizaba eventos de la juventud zacatecana de los 70.

En 2005, al maestro Cervantes Mascorro correspondió musicalizar el himno de nuestra institución, escrito por Pablo Parga Parga, acción que le unió más a la Universidad y generó un vínculo a través de la Unidad Académica de la Escuela de Música, donde concretó varios proyectos musicales, incluso a los docentes y alumnos los invitaba a colaborar en lo que estuviera trabajando.
La grandeza de Cervantes Mascorro como compositor se ve reflejada en sus obras como la “Marcha Villa de Guadalupe, Zacatecas” y el pasodoble “Monosabio”, entre otras. Falleció el 30 de enero de 2018.

El 7 de febrero de 2018 el zacatecano fue recordado en un homenaje póstumo organizado por la comunidad artística de Zacatecas con el apoyo de la UAZ y el Instituto Zacatecano de Cultura Ramón López Velarde en el Teatro Fernando Calderón. En febrero de 2019, conmemorando un año de su desaparición física, la Crónica Universitaria, a través de Verónica Dávila Navarro y Antonio Sigala, realizaron un conversatorio con alumnos de la Unidad Académica Preparatoria plantel Zacatecas, en el que compartieron vivencias y experiencias con Cervantes Mascorro; en septiembre del mismo año, el patronato de la Feria Nacional de Zacatecas dirigido por Benjamín Medrano y la Unidad Académica de Música de la ahora BUAZ, le rindieron un homenaje por medio de un concierto de cantantes con quienes Manuel trabajó haciendo los arreglos musicales de sus interpretaciones. Manuel Cervantes Mascorro, te recordamos con gratitud como un orgullo universitario.

Así se observa el mundo desde el Mirador de Heródoto. ■

*Cronista de la UAZ
[email protected]

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ