Un problema, que ofrecen a jóvenes “campañas de miedo” sobre salud sexual y reproductiva

Un problema, que ofrecen a jóvenes “campañas de miedo” sobre salud sexual y reproductiva
Instituciones como el DIF busca hacer frente a los embarazos en adolescentes mediante la entrega de bebés virtuales; quieren generar conciencia ■ FOTO: GOBIERNOSDEMEXICO.COM.MX

■ No se usan acciones integrales basadas en la veracidad y ciencia: Krystal Yurinoba Fibela

■ El resultado, que el embarazo adolescente y las Enfermedades de Transmisión Sexual (ETS) no se logran disminuir

■ La especialista opina que los jóvenes de hoy no tienen miedo, no piden permiso para iniciar una vida sexual activa

 

La problemática a la que se enfrentan las instituciones educativas y de salud con respecto a la información sobre salud sexual y reproductiva para los jóvenes sigue siendo la misma de siempre, son “campañas del medio” y no integrales basadas en la veracidad y la ciencia, de ahí que los resultados en embarazo adolescente y las Enfermedades de Transmisión Sexual (ETS) no se logren disminuir, opina la sexóloga y especialista Krystal Yurinoba Fibela Esparza.

La información científica, veraz y oportuna es hoy en día más importante y debe ser latente debido al momento contextual de la juventud. Pero también lo es la educación sexual integral, sobre todo para la juventud, adolescencia y sobre todo la infancia, porque ésta es con un enfoque preventivo, propositivo y sobre todo para protección de los jóvenes que se están enfrentando hoy en día a un mundo “muy hostil” frente a estos temas, considera la especialista.

“Ya llegó el momento de cambiar la batuta de estas enseñanzas con base en el miedo, porque los jóvenes de hoy no tienen miedo, no piden permiso para iniciar una vida sexual activa. Todavía hay generaciones que se asustan cuando mencionan una vida sexual activa a edades tempranas. Todavía como que les da pena, miedo. Y aquí lo que sucede es que ese tabú, esa pena, esa vergüenza, es con la que se maneja la información”.

Dicha forma de manejar la información conlleva, a decir de Fibela Esparza, a continuar con lo de siempre: con las ETS a edades más tempranas y con los embarazos no deseados, un problema que no se ha podido cubrir y con metas que no se han podido satisfacer en las instituciones pertinentes para eso. “¿Cuál es el problema real, si se implementan campañas de información?”, cuestiona la especialista.

Para ella, reitera, si no se implementa una información científica, veraz y oportuna, la situación no mejorará. Según Yurinoba, ahora hay que ir más allá de la planificación de la familia o del tema de la reproducción, porque los jóvenes están viviendo una vida sexual rápida, empírica y poco les interesan esos temas, aunque la información la están adquiriendo a través de redes sociales e Internet, algo que puede ser un problema, porque la información cada quien la toma como puede y asimismo la implementa. En este sentido, considera, el acompañamiento es primordial, la información entre pares, entre los mismos estudiantes y adolescentes.

“Como sexóloga me preocupa muchísimo la información que están tendiendo los jóvenes, porque esa perspectiva de campañas del miedo, esa de: ‘si haces esto, te va a pasar lo otro’ ya no es. Todavía hay una brecha generacional muy amplia entre el sector salud, entre educación y otras instancias con la juventud”.

Por eso, considera, urge que las juventudes se movilicen y que sean ellos mismos los promotores de salud y sus derechos. Información reciente dice que a los jóvenes de hoy no les interesa su salud ni protegerse de enfermedades sexuales, a lo que la sexóloga responde que no es que no les interese, sino que no hay un fomento de prevención, es nada más “campañas del miedo”.

Además asevera que todas las campañas están centradas sobre el embarazo, sin embargo, refiere que “por cada embarazo que no se ve hay una ETS detrás, porque no se están protegiendo”. Y las ETS tienen un peso y un valor moral fuerte, se les ve como un castigo por el disfrute pleno de su sexualidad. “¿Por qué no castigamos al diabético por una mala praxis en su vida saludable, en sus hábitos, pero si castigamos, estigmatizamos y llenamos de prejuicio al que vive una vida igual, poco responsable y tiene una ETS?”.

“Creo más bien hay un desvío del enfoque y del objetivo que principalmente es la prevención. No es la promoción de la sexualidad, es la prevención con base en el ejercicio de una sexualidad responsable. Afortunadamente los jóvenes son receptivos”, concluye.

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ