3×1 ahora es 2×1: continúa la marginación de Zacatecas

3×1 ahora es 2×1: continúa la marginación de Zacatecas

Zacatecas es un estado migrante. Se ha discutido mucho en los planes de desarrollo esa dimensión que caracteriza al estado. Las causas que expulsan a la población y dividen a las familias, las estrategias para retener a los jóvenes que van a producir riqueza a un país extranjero en lugar de hacerlo en el propio. Y donde, en realidad, México transfiere valor económico a Estados Unidos: aquí se invierte en la creación de la fuerza de trabajo (incluyendo la ilustrada) y allá es aprovechada. Sin embargo, una vez analizados las causas y efectos nefastos de la migración forzada de nuestros paisanos, también se han visto algunas ventajas inmediatas del fenómeno migratorio.

Entre las ‘ventajas’ está la entrada de remesas al estado, lo cual implica un monto enorme, un poco más del 10 por ciento del Producto Interno Bruto de la entidad, que sostiene el consumo de cientos de familias zacatecanas y hace posible la compra de alimentos, vestido, servicios básicos, atención de salud y educación. El efecto sobre la demanda del estado es muy importante. Pero además, en Zacatecas nació un programa que ha tenido un enorme impacto en la obra pública del conjunto de municipios y al interior de las cientos de comunidades rurales: el ya famoso 3×1. En los años 90’s se creó la fórmula de coinversión de los diferentes niveles de gobierno con los clubes de migrantes para generar obra pública en las localidades expulsoras. Al principio sólo fueron el estado y gobierno federal, luego se agregaron los municipios. Así, las inversiones se repartían en cuatro partes. Lo cual hizo factible la realización de cientos de obras, que de otra manera jamás se hubieran convertido en realidad: plazas, escuelas, templos, proyectos productivos, becas, clínicas y hasta lienzos charros. Todas las obras con la anuencia y propuesta de las comunidades y clubes migrantes.

Gracias a este novedoso programa (que han copiado en Centroamérica) creció la organización de los zacatecanos residentes en Estados Unidos. Ahora mismo hay 340 clubes en funcionamiento. Y el total de dinero invertido es enorme. Así las cosas, se observa la importancia que tiene para el conjunto de localidades de zacatecas este programa. Y una razón más: la inversión en obra pública se traduce en empleos que genera derrama al interior de los hogares zacatecanos.

Hay tres temas económicos muy sensibles en Zacatecas: el turismo, la minería y la migración. Las dos últimas presencian litigios fuertes. Los migrantes vieron que el gobierno federal no ha respondido a pactar la cuarta parte que le toca, así que ahora se armó un 2×1, lo que implica que el pastel de la inversión no se divide en 4, sino en 3 partes. Con un cúmulo total de 100 millones se arrancará el programa sólo como iniciativa local. Ojalá y el gobierno federal reaccione en positivo antes de que arranque formalmente el programa y se pueda llegar (al menos) a los 200 millones que tuvimos en 2018. En Zacatecas no podemos no tener 3×1, o 2×1, ya es parte de los éxitos económico-sociales del estado. Pero una cosa es muy clara: Zacatecas continúa siendo marginado del concierto nacional.

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ