La contrarreforma de la UAZ

La contrarreforma de la UAZ

El diputado por el distrito XVI de Zacatecas, José Juan Mendoza Maldonado (del PRD), informó en tribuna que una comisión de la UAZ, encabezada por el rector e integrada por burócratas y directores, dialogó con la CRIyCP (Comisión de Régimen Interno y Concertación Política) durante la semana de pascua. La solicitud que hicieron fue la del respeto a la autonomía, porque, al parecer, existía la posibilidad de que el poder legislativo modificase la Ley Orgánica de la UAZ. Mendoza enfatiza que enmendar, adicionar o modificar esa ley es facultad del poder legislativo, no aclara si existen o no iniciativas en ciernes. Menciona que en la UAZ no hay respeto a la pluralidad y que no existe circulación de grupos en la rectoría, insiste que las grandes decisiones no son tomadas por la comunidad universitaria debido al modelo de voto ponderado e invita a reflexionar al respecto. Sostiene que la autonomía, que conceptualiza como independencia de los intereses políticos y económicos, está debilitada y desnaturalizada, pero por causa de los mismos universitarios. ¿Por quienes?, ¿quizá por los “mismos”, los que toman las mismas decisiones desde los mismos puestos de decisión? Concluye con un llamado a discutir el voto ponderado y los grandes problemas estructurales: la austeridad, la estafa maestra, la corrupción. Conviene recordar a otro diputado que, en 2010 (véase La Jornada 12/11/10), sí elaboró una iniciativa para reformar el modelo de voto ponderado y fue rechazado. Osvaldo Contreras Vázquez, diputado por el PAN, sostuvo, en defensa de su iniciativa, según el acta del 8 de diciembre de 2010 del primer periodo ordinario de la LX legislatura del Estado, lo siguiente: ”viene proceso interno de elección para elegir las nuevas autoridades de la Universidad, es el caso del Rector, es el caso de los Consejeros Universitarios, Directores de las Unidades Académicas y Consejeros de Unidad, y me parece de vital importancia el tema de la UAZ, se está poniendo muy caliente y muy candente, y hoy lo vamos a ver, lo vamos a ver en estos días en el tema del Presupuesto, ha habido tal descuido por parte del Rector actual y por parte de algunas autoridades de muchos tiempo, que año con año el Gobierno Federal ha venido rescatando el tema de la Universidad con apoyos extraordinarios, porque no pueden tener unas finanzas sanas en la Universidad, estas no se deben solamente a un descuido de las autoridades, sino que se debe a que un sólo grupo dentro de la Universidad Autónoma de Zacatecas es el que controla la Universidad, y es de tal magnitud que el Rector Domínguez y Alfredo Femat y su equipo que lo conforman, es el que controla la Universidad y la tienen cooptada y me parece que si no este dictamen en contra de que se favorezca la democracia al interior de la Universidad va a complicar aún más los asuntos de la Universidad… Miren, porque ellos tienen el control de la Universidad y ellos van a poner al próximo Rector, pero no se les está dando la facultad a los trabajadores y a los alumnos, van a ver los problemas que se van a generar en los próximos días” Casi la misma problemática detectada por el diputado Mendoza, pero con 9 años de diferencia. Diputadas que defendieron el rechazo de la iniciativa lo fueron Luz Domínguez y Ana María Romo Fonseca, a quienes les disgustó que se mencionaran nombres. Triste es que en ningún momento argumentan si el voto ponderado es democrático o no, si permite la perpetuación en el poder o no, si admite circulación de los grupos universitarios o no. Pero es ya patético que ellas, universitarias, de orientación progresista, se opongan a una vindicación de los universitarios y sea un diputado de orientación “conservadora” el que haga suyos los planteamientos de la reforma universitaria de 1999. Durante varios meses de 1999 se llevó a cabo un proceso de reforma integral en la UAZ en la que participaron docentes, trabajadores administrativos y alumnos. Con más de 80 sesiones en el Teatro Calderón, en innumerables reuniones en las escuelas y centros, con centenares de posicionamientos públicos y varios libros de memorias conteniendo los ensayos que escribieron los mismos universitarios, se logró consensar una serie de resolutivos en los que descollaron tres disensos: respecto a la evaluación por parte de organismo externos (el CENEVAL en aquel tiempo), el pase automático y el voto ponderado. Se resolvieron en una consulta que arrojó por resultados: no a la evaluación por organismos externos, sí al pase automático en todas las escuelas y facultades y, enfaticemos, se decidió por parte de la mayoría de los universitarios, que el voto debía ser “no ponderado”, tal como se realizaron las elecciones del año 2000. Esta fue la decisión mayoritaria de los universitarios, así que el diputado Osvaldo Contreras tenía de su parte a esos universitarios, mientras que las diputadas Domínguez y Romo estaban del lado de los contrarreformistas universitarios; es decir, de los pocos que deciden por los muchos, ¿quizá de los mismos, que toman las mismas decisiones desde los mismos puestos? Lo que es un hecho es que en la UAZ no hubo reforma sino contrarreforma. ■

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ