¿El eclipse de AMLO?

¿El eclipse de AMLO?

Vuelve Andrés Manuel López Obrador por Zacatecas con un discurso plagado de arengas simplonas donde asegura que no traicionará al pueblo, trabajará los siete días de la semana las 24 horas del día, venderá el avión presidencial, gobernará desde abajo, armará una presidencia itinerante, y distintas soflamas que se alejan del proyecto de nación que hace seis y doce años logró articular con sectores críticos e intelectuales.

Se nota un Andrés Manuel que vive en la inercia. Son casi 18 años de promoverse políticamente alrededor del país, ya sea en giras por municipios, o proyectando una imagen de institucionalidad en los medios de amplio alcance, cuando permanecía a la vanguardia de la Jefatura del Gobierno del Distrito Federal, de la mano del PRD.

Supo entonces aprovechar al máximo los tiempos de promoción en televisión y radio, cuando marcaba agenda en las conferencias matutinas que contrastaban con las excentricidades del primer presidente de oposición, Vicente Fox. Gracias a ello, la campaña para lograr su desafuero –desatino monumental del ex presidente albiazul- lo colocó como el rival por excelencia de Felipe Calderón en 2006.

A partir de entonces, su faceta intolerante, discordante, incongruente y autoritaria, se ha encargado de derrumbar la silueta de sus triunfos. Hoy permanece como aspirante favorito rumbo a las elecciones del 2018, tal como en su momento encabezó las encuestas en las dos contiendas presidenciales anteriores. Sabe construir percepciones, que en los hechos él mismo se ha encargado de desmentir.

Lo que su gira por el estado sí dejó en claro es que la relación entre el tabasqueño y los Monreal sufre una herida profunda que no se encuentra muy dispuesto a sanar. Lejos quedó la confianza y placidez con que el tabasqueño recorría Zacatecas de la mano de Ricardo, David y Saúl. Por más que Gilberto del Real o Fernando Arteaga lo intenten, sus formas acartonadas, casi obedientes, reflejan incluso abstinencia y acidia.

Morena en Zacatecas entró en una etapa de confusión entre quienes acompañaban el proyecto de Ricardo y quienes mantenían lealtad a las decisiones de Andrés Manuel; a la mitad del camino, aquellos que no querían romper ni con uno ni con el otro. Del proyecto no se habla, los nombres acaparan la discusión pública, aunque el tabasqueño afirme que su movimiento no busca únicamente “que yo sea presidente”.

Del otro lado, las negociaciones entre Ricardo Monreal y el Frente Ciudadano ya alcanzan posibles acuerdos que poco permiten especular la permanencia del delegado de la Cuauhtémoc como militante de Morena. Las cartas sobre la mesa muestran un mayor acompasamiento entre la coalición de partidos de oposición, que los intentos por convencer a Ricardo de no formarse en las filas de la “mafia en el poder”.

El escenario se confirmó este lunes 6 de noviembre, cuando los jefes delegacionales en la Ciudad de México emanados del partido de López Obrador, excepto el de la Cuauhtémoc (una de las más afectadas por el sismo del 19 de septiembre), Ricardo Monreal, se reunieron con los diputados federales de su bancada para elaborar directrices sobre la reconstrucción en Tlalplan, Xochimilco, Tláhuac y Atzcapotzalco, de cara al análisis y discusión del Presupuesto de Egresos para 2018.

Indudablemente el alejamiento entre Ricardo y Andrés Manuel llevará al Movimiento de Regeneración Nacional en Zacatecas a jugar, de forma prioritaria, con el número de votos del candidato presidencial. La escisión de los Monreal impactará en el crecimiento de su estructura de votos de la elección 2016, pensando en cualquier candidatura al gobierno local en 2021.

Quien no tenga en claro que la vida media de Morena es aquella que le permita el mismo López Obrador, figura que centraliza el poder del partido, entonces no habrá de entender el desgaste y deterioro –su desaparición, por qué no- del Movimiento una vez que el tabasqueño pase la batuta a sus cercanos (proyecto que queda al descubierto con la implantación de Claudia Sheinbaum como “coordinadora de organización territorial” en la Ciudad de México).

Por ahora, el discurso de las intimidaciones y amenazas de la “mafia del poder” en contra de “la salvación del pueblo”, una vez que se ha puesto al descubierto el probable desvío de recursos de de la dirigencia del Partido del Trabajo a cuentas bancarias de uso particular, se correlaciona directamente con el ambiente de impunidad e infiltración del crimen organizado en las entrañas de la delegación Tláhuac, gobernada por el partido de la “esperanza”.

Al cierre de esta edición, la Procuraduría de Justicia en la Ciudad de México hacía del conocimiento público la detención de la hija de Felipe de Jesús Pérez Luna, “El Ojos”, presunto líder del llamado Cártel de Tláhuac, “puesta a disposición de la Fiscalía de Narcomenudeo por el delito de posesión de narcóticos”.

Andrés Manuel enfrenta un escenario electoral atípico y el autosabotaje ha sido su constante.

 

Twitter: @GabrielConV

 

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ