Violencia y falta de oportunidades, detonantes del abatimiento emocional

Violencia y falta de oportunidades, detonantes del abatimiento emocional
El promedio de edad para el intento de suicidio son los 15 años. Foto La Jornada / Archivo

Ciudad de México. La violencia es el principal factor de riesgo para el suicidio, la enfermedad mental y el consumo de drogas en la población adolescente y joven, afirmó María Elena Medina Mora, directora del Instituto Nacional Psiquiatría. La depresión afecta cada vez más a los jóvenes, fenómeno que, dijo, no es exclusivo de México, sino se da en todo el mundo.

En entrevista, tras participar en la conmemoración el Día Mundial de la Salud, destacó que entre los riesgos ambientales que pueden detonar un episodio depresivo se incluye la falta de oportunidades que enfrenta un porcentaje considerable de la población de 12 a 29 años, porque “son estos jóvenes los que tienen más incremento en el uso de drogas, los que están muriéndose más por suicidio y por homicidio. Hay un ambiente violento”.

A pesar de que, explicó, nuestro país no se encuentra entre las naciones con las tasas más elevadas de depresión, destacó que llama la atención que aunque en suicidio nos mantenemos en porcentajes bajos comparados con otros países, en la pasada década se tuvo un incremento de 240 por ciento en el número de casos reportados en México, lo que habla de una incidencia que está incrementándose de forma acelerada.

La decisión de quitarse la vida, dijo, tiene factores de riesgo asociados, como la edad, pues el promedio más frecuente para el intento de suicidio son los 15 años, y agregó que 90 por ciento de los casos están asociados a una enfermedad mental, como la depresión, por lo que alertó sobre la necesidad de hablar claramente de la enfermedad, sin estigmatizarla, porque en promedio llegan a los servicios médicos después de padecer hasta por 14 años este mal, sin ningún tipo de apoyo.

Señaló que de acuerdo con estudios realizados por el Instituto Nacional de Psiquiatría, los mexicanos no acuden para solicitar atención médica por enfermedades mentales porque la población siente vergüenza y culpa. La vergüenza la tienen en muchos países, pero además nosotros nos sentimos culpables si alguien de nuestra familia se enferma y eso hace que no se vaya a los servicios médicos.

Enfermedad que dificulta tomar la decisión de buscar ayuda

Indicó que en nuestro país se estima que al menos 9 por ciento de la población alguna vez tendrá una depresión, y 20 por ciento antes de llegar a los 75 años habrá tenido un episodio. Aclaró que hay una diferencia muy grande de casos leves, hasta los muy graves, que representan la tercera parte, y que se deben atender en las instituciones de especialidad, pero la mayoría de los casos se pueden detectar oportunamente en el primer y segundo niveles de atención médica.

Medina Mora insistió que uno de los temas más importantes para prevenir y tratar la depresión es que los pacientes se acerquen a los servicios médicos. La gente no se acerca por dos razones: existe un estigma muy grande, y otro problema que tenemos es que la misma enfermedad dificulta que tomemos esa decisión. Cuando una persona se deprime tiende a quedarse en la cama, le cuesta tomar decisio-nes y también hacer su vida diaria, y eso implica que la gente no va a tratamiento.

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ