Creamos México, creamos Zacatecas

Creamos México, creamos Zacatecas

Todo el tiempo escuchamos que alguien está harto de la situación actual del país, ya sea por la impunidad, la corrupción, la pobreza o la ignorancia. ¿Pero qué hace la mayoría? Nada, o por lo menos solo cuidar por los suyos. México necesita más. La nación demanda compromiso de sus mejores hombres y mujeres: sus ciudadanos.

En México, vivimos muchos años de gobiernos hegemónicos, donde los derechos siempre se negociaron, y eran administrados por el Estado a través de distintos grupos sociales, o corporaciones que eran las clientelas del Estado.

Al pertenecer a esas agrupaciones los individuos gozaban de ciertos derechos; a los campesinos les daban tierras y subsidios económicos a cambio de que no protestaran y votaran por el partido oficial, a los sindicatos se les otorgaba prerrogativas laborales e impunidad en el manejo interno.

En ese régimen hegemónico el individuo no era ciudadano con derechos, era cliente de un sistema donde los derechos se negociaban. Este sistema funcionó en su momento, hasta el punto de que el elevado costo del clientelismo se volvió insostenible para el Estado, debido a la baja recaudación.

Con la democratización del régimen político la democracia mexicana comenzó con un déficit de ciudadanía por que históricamente nunca se desarrolló el concepto en la sociedad, a partir de ahí se esperaba el comienzo de un vigoroso fortalecimiento ciudadano, y aunque ha ocurrido, el proceso aún es lento.

Hace algunos días tuve la fortuna de conocer a Jesús Manuel Acuña Méndez, presidente de CREAMOS MÉXICO A.C., joven egresado de la Universidad de Harvard, que tiene presente que el cambio lo hacen los ciudadanos y sus voluntades; a las organizaciones sociales y al Estado les corresponde coordinar el esfuerzo transformador.

Como ciudadano, debo reconocer que me motivó ver una organización tan responsable que persigue el bien común, son ciudadanos creando ciudadanos, regeneración social y promoviendo la cultura de la legalidad.

Tienen muy claro que sólo como ciudadanos, podremos hacer frente a los problemas que enfrentamos. Con Jesús coincidimos en que es momento para detonar la regeneración y el resurgimiento ciudadano en México que demostrará el gran poder y valor que representa el contar con una sociedad civil genuinamente organizada y participativa.

Creamos México busca involucrar actores, que contribuyan a la generación de ciudadanía.

Primero se requiere capital intelectual: ¿Cómo se diseñan acciones?

CREAMOS México le da un muy especial lugar a los miembros de la academia (profesores e investigadores), intelectuales y artistas. Son sus ideas las que deben enriquecer las políticas públicas diseñadas para ejecutar en la zona de intervención.

Segundo, capital económico: ¿Cómo se financian las acciones?

¿El gobierno tiene el monopolio sobre el diseño y ejecución de políticas públicas de desarrollo humano? Por ahora si, por eso es momento se pasar hacer realidad el Gobierno Abierto de comunicación bidireccional, y las Asociaciones Público Privadas para el Desarrollo.

Tercero, capital humano: ¿Cómo se ejecutan acciones?

El capital humano es aquel que permite que las acciones se ejecuten, los jóvenes son la clave.

Entre todos, debemos ir creando Valor, no podemos esperar resultados distintos si seguimos haciendo lo mismo. La estrategia de desarrollo, teniendo como premisa principal el desarrollo humano, detonará un progreso con dignidad en nuestra región y nuestro país, si lo hacemos juntos, el gobierno, los ciudadanos y su capital económico.

Llegó el momento de recuperar la vigencia de la democracia, la energía de México reside en su diversidad. El fortalecimiento de nuestra sociedad comenzará a darse a partir de la colaboración  de todos, bajo las premisas de equidad, respeto  e independencia.

El momento de la Legalidad ha llegado. Todo país democrático y desarrollado ha llegado a serlo porque tiene una sociedad que respeta a la ley y que, por consecuencia, rechaza la cultura de la ilegalidad. Nos urge romper nuestras cadenas con la ilicitud.

Llegó la hora de explorar paradigmas nuevos y de sumarnos a esta sinergia inédita,  porque todos estamos en el mismo barco. El verdadero ciudadano no solo es la “buena persona”, sino quien se involucra directamente en acciones que mejoren a su comunidad. La oportunidad del cambio solo puede nacer con nosotros, los ciudadanos y que mejor, que logre el acompañamiento del gobierno. Creamos México, Creamos Zacatecas, llegó la hora del ciudadano. ■

 

*Titular de la Coordinación Estatal de Planeación

 

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ