Una Constitución

Una  Constitución

■ Comentarios Libres

El origen de una constitución nos remite a las condiciones de vida del pueblo que la engendra, éste se moviliza para exigir el reconocimiento de derechos no contemplados por la carta magna vigente en ese momento. Si el movimiento tiene como objetivo la modificación total de las estructuras económicas del país, y total o parcialmente de las estructuras sociales y políticas, recibe el nombre de una revolución. Pero si únicamente pretende el cambio de las estructuras políticas y sociales, se queda sólo en eso: un movimiento.

La revolución da como resultado la existencia de una constitución, es decir, la creación de una nueva ley suprema en la cuál es posible plasmar, los ideales que causaron la insurrección popular. Ambos términos son recíprocos: se lleva a cabo una revolución para crear una constitución; ésta a su vez, regulará las nuevas instituciones y autoridades, delimitará las facultades y competencia de los nuevos gobernantes, y establecerá un conjunto de derechos a favor de las personas, exigibles al Estado.

Un antecedente común en las constituciones federales de México: la de 1824; 1857 y 1917, es la inconformidad e intolerancia popular surgidas de las condiciones económicas, sociales y políticas del pueblo.

Después del movimiento armado que inició el 20 de noviembre de 1910; de la renuncia de Porfirio Díaz en el poder después de 30 años, asume la presidencia de la República Francisco I. Madero, quien no supo ser nunca el estadista pues sólo creía en la eficacia del bien, le faltó la perversidad que exige la política. Eso hizo que desdeñara a los conspiradores, como el general Bernardo Reyes y su hijo Rodolfo; Félix Díaz y Manuel Mondragón. Simplemente los dejó actuar y fraguaron el cuartelazo de la Ciudadela. Nunca pensó que el militar que le había jurado lealtad, Victoriano Huerta, acabaría por traicionarlo.

Bernardo Reyes se sublevó y encabezó un grupo de generales porfiristas y el 9 de febrero de 1913, dio inicio lo que históricamente se conoce como la Decena Trágica. Se decidió aprehender al presidente Madero y al vicepresidente Pino Suárez, previa renuncia a sus respectivos cargos. Huerta, ocupa la Presidencia. En marzo de ese año, los gobiernos de Sonora y Coahuila lo desconocen, y se erigió el gobernador de esta última entidad Venustiano Carranza, como primer Jefe del Ejército Constitucionalista. Las luchas contra Huerta tuvieron duración de casi un año. Durante este tiempo destacó Villa en las batallas de Torreón; Ojinaga; Tierra Blanca; Paredón; San Pedro de las Colonias y Zacatecas con lo que logró abatir al Ejército Federal y abrió camino rumbo a la capital del país. Por el noroeste avanzó el cuerpo del Ejército de Álvaro Obregón; por el noreste el de Pablo González y Zapata siguió luchando en el sur.

Con el pretexto de impedir que un buque alemán descargara armas para las fuerzas federales, la Marina de Estados Unidos ocupó el Puerto de Veracruz y Huerta rompió relaciones diplomáticas con Washington. Así  el problema entre el gobierno de Estados Unidos y el de México se agudizó.

Igualmente, cuando Villa tomó Zacatecas el 23 de junio de 1914, se iniciaron hostilidades contra los huertistas al ocupar otras ciudades como Aguascalientes, Guadalajara, Guanajuato y Colima. El 15 de agosto las fuerzas Constitucionalistas entraron a la ciudad de México y Carranza convocó a la Convención  de Aguascalientes, en donde generales y gobernadores iniciaron sus trabajos, y los grupos villistas y zapatistas, con la representación de los principales líderes.

Venustiano Carranza como Primer Jefe del Ejército Constitucionalista, expidió un decreto el 14 de septiembre de 1916, en el cual convocaba a elecciones para integrar un Congreso Constituyente, cuya finalidad original era reformar la Constitución de 1857. Los requisitos para ser diputado, eran los mismos que señalaba esa Constitución. Pero no eran elegibles los que no hubieren ayudado con las armas o servido en empleos públicos en los gobiernos o facciones hostiles a la causa constitucionalista. Las elecciones se llevaron a cabo el 22 de octubre. La Asamblea se reunió en el Teatro Iturbide de Querétaro, donde se iniciaron las juntas preparatorias el 2| de noviembre.

Krauze refiere: “Estando todo dispuesto la tarde del primero de diciembre, Carranza apareció en la Sala de Sesiones debidamente escoltado. Un auditorio joven en el que había obreros; profesionales liberales; pequeños comerciantes y periodistas, escuchó su discurso con respeto pero sin sumisión. Carranza hablaba desde otro siglo. Ellos eran impacientes y románticos y sólo confiaban  en la ley como palanca inmediata del cambio revolucionario. No representaban a la Reforma. Representaban a la Revolución”.

Resultado de los trabajos del Constituyente de 1916-1917, fue una norma fundamental mucho más avanzada que la Constitución de 1857. Este avance se vio reflejado en los aspectos educativos, agrarios y laborales, así como en un artículo 130.

A la clausura del Congreso el 31 de enero de 1917, asistió Carranza, el 5 de febrero promulga la nueva Constitución. El día 6 convoca a elegir presidente, senadores y diputados federales. El Partido Liberal Constitucionalista lo propone  como su candidato y obtiene el triunfo. El primero de mayo, toma posesión como Presidente Constitucional de la República. ■

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ