13.6 C
Zacatecas
jueves, 8 diciembre, 2022
spot_img

■ Historia y Poder

La derecha, las marchas, Monreal y las carambolas

Más Leídas

- Publicidad -

Por: MIGUEL ÁNGEL AGUILAR •

Nuestro país es, a parte de surrealista, ejemplo en el mundo de una de las transformaciones más sorprendentes que se hayan visto en los últimos 50 años en cualquier continente, no en vano el presidente Obrador es uno de los que mejores gozan de popularidad y de gran prestigio mundial dada sus políticas de austeridad, apoyo sin precedentes a amplias capas desprotegidas de la población y un manejo de la economía que es ejemplo para países vecinos y de otras geopolíticas insuperables por su desaseo, saqueo del Fondo Monetario Internacional y otras minucias que las oligarquías emplean en medio del descrédito y la mentira.

- Publicidad -

Nuestro país tiene en su haber los récords más insólitos del planeta: el de mayor obesidad infantil de los recién 8 mil millones de habitantes; el país con los cárteles más poderosos del orbe; el país donde día a día se suicidan 22 personas; donde el Covid, las enfermedades del corazón y la diabetes rompieron cifras alarmantes, y aún así, goza de una derecha muy diestra para tropezarse y para poner como bandera a la mentira, la infamia y el encono, rechazando prácticamente todas las iniciativas de ley que desde la presidencia se envían al congreso, así como de cualquier acción que de infraestructura se afiance, como el nuevo aeropuerto, las refinería de dos bocas o el famoso tren maya.

La recién marcha que se escenificó en la ciudad de México, el pasado domingo, puso en claro que los grupos de la derecha tradicional están desorientados y se contradicen en su patrullaje continuo de todo lo que la llamada cuarta trasformación incite: los trae locos de pies a cabeza, la mayoría de los noticieros televisivos y radiales y los articulistas de un gran porcentaje de periódicos y revistas, rechazan y vituperan y sobajan cualquier cosa que fortalezca los signos vitales y el músculo de la presidencia con una amplia base popular que le reitera su respaldo en cualquier llamado o movilización.

Vimos un espectáculo del clasismo, del odio y la amenaza, el carrusel de personajes deleznables que le hicieron un daño enorme a un país inerme durante más de 50 años donde hicieron lo que les vino en gana, hacer fraudes, saquear los presupuestos federales, reprimir y encarcelar a líderes sociales, la creación de grupos paramilitares para el asedio de movimientos campesinos y de maestros en lucha, la desaparición forzada de militantes de la lucha social; su paso por las principales calles de Reforma rumbo al monumento a la Revolución fue visto como el cinismo más rampante y cobarde jamás visto en los anales de la infamia y el desdoro.

Ahí andaba muy sonriente el zacatecano Ricardo Monreal Ávila, donde figuró por sus grandes risotadas junto a gran número de los y las vestidas de rosa desde restaurantes aledaños al paso del grito y la consigna para luego proclamar que él respeta a todas las corrientes y que dicha marcha fue muy buena porque estuvieron personajes inolvidables y la llamada sociedad civil y los miles de acarreados que ni sabían a qué manifestación o qué contenido se marcaba.

Monreal siempre es noticia, siempre es la controversia y siempre es consultado por los grupos de la ultraderecha que ven como una salida a su desfiguro tener a un extraviado del obradorismo como él en sus filas por más que proclame ser uno de los fundadores de Morena y ser pilar de las grandes iniciativas de ley que fueron sacadas a la luz pública gracias a su consenso con todas las fuerzas políticas a las que, reitera, lo admiran por su combativa y eficaz diatriba contra la jefa de gobierno de la ciudad de México y la gobernadora de Tabasco.

Las carambolas están en la mesa: la experiencia chilena y argentina donde la derecha dejaba la monotonía y se insertaba en el cinismo más criminal sigue como una sombra que ronda los movimientos de izquierda en el continente y no hay nada de amistoso en sus planes porque los intereses que se han perdido, y los que se van alcanzar mediante el combate a la corrupción de parte del Presidente Obrador y su gabinete, será cada vez más sancionable y fuerte.

México es un país admirado y tiene a uno de los movimientos más enriquecedores y disciplinados, no exentos de disputas naturales y autogoles y traiciones, lo que nos queda a los ciudadanos es verificar e ilustrarnos de esta etapa memorable en la gran historia de nuestro país tan insufrible.

- Publicidad -
- Publicidad -spot_img

Noticias Recomendadas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas Noticias

- Publicidad -spot_img