El deber de informar

El deber de informar

Recientemente, para ser exactos el pasado 07 de septiembre, se cumplió el Primer Año de Ejercicio Constitucional de la Sexagésima Tercera Legislatura del Estado de Zacatecas, oportunidad perfecta para que las y los Diputados que la conformamos, sigamos trabajando y aportando a Zacatecas, porque al interior del Congreso local, no se trata ya de una cuestión de colores o partidos, sino de proponer y legislar por y para Zacatecas.

Además, el cumplir este primer año es coyuntura perfecta para que quienes hoy por hoy ostentamos este cargo público, en el que representamos a la ciudadanía, rindiendo cuentas y desempeñándonos en total apego a la transparencia, esto no por ocurrencia, sino como una cuestión que estamos obligados a cumplir, más allá de que dicho deber sea devengado de una disposición en la Constitución Local o en la propia Ley Orgánica del Poder Legislativo del Estado, es más por una cuestión personal y profesional porque si representamos a la ciudadanía y decidimos trabajar en su favor, es a ellos, a los ciudadanos, a quienes debemos mantener al tanto de nuestras acciones.

Esto lo digo porque desde el lugar en el que me encuentro, como Diputada Local, integrante de la Sexagésima Tercera Legislatura, he podido apreciar que este deber de informar no se cumple a cabalidad, y cuando se llega a realizar, no tiene como finalidad principal rendir cuentas a detalle y por escrito, tal y como lo establecen los ordenamientos mencionados.

Ciertamente, encontrarnos en la Legislatura Local nos coloca en una posición que debe ejercerse de manera atinada y responsable, pues llevamos a la máxima tribuna del Estado las necesidades que Zacatecas y quienes lo habitan nos demandan, por eso, he procurado ejercer con responsabilidad el alto compromiso que me han conferido las y los zacatecanos en virtud de la trascendencia que tiene nuestro discernimiento legislativo, prestando siempre, puntual atención a las necesidades y exigencias de las personas y grupos más vulnerables, lo que puede apreciarse a detalle en mi Primer Informe de Actividades como representante popular, y que presenté por escrito a la Legislatura.

Prueba de ello, es referir que nuestro trabajo de orden legislativo durante este año de ejercicio que recién culminó, quedó plasmado en un total de 19 iniciativas legislativas en las que se incluye además la propuesta realizada de un Código de Ética Parlamentaria del Poder Legislativo, que precisamente busca reforzar el desempeño y quehacer parlamentario de nosotros como diputados, porque a juicio de quien escribe esta columna, conducirnos con ética y profesionalismo –como hasta ahora lo he hecho- es siempre con miras a sumar nuestra voluntad, a propiciar consensos argumentando nuestros disensos, pero sobre todo a hacer patente nuestro compromiso con Zacatecas, para contar con un Estado cada vez más igualitario, íntegro y respetuoso de la dignidad humana, como presupuesto básico de la construcción del bienestar social.

Basta echar un vistazo a la percepción ciudadana sobre los legisladores, y hemos de encontrarnos con un panorama gris que sin duda es producto de la mala fama que se tiene en este tipo de instancias, por ello, no podemos seguir siendo indiferentes ante esta visión ciudadana de sus representantes, por el contrario debemos buscar los mecanismos que vengan a consolidar la confianza que debieran tener con quienes los representamos, lo que nos requiere poner el ejemplo con disciplina legislativa y con un claro entendimiento de las problemáticas sociales que los ciudadanos viven, para así no malgastar esta honrosa oportunidad de servirles y plantear cambios sustantivos que mejoren sus circunstancias sociales, económicas, políticas y por ende, su calidad de vida.

De esa manera y de cara a este segundo año de ejercicio, me he propuesto continuar legislando con mi postura de respeto a los Derechos Humanos y con el enfoque de la Agenda 2030, como un instrumento internacional que nos exige asumir los errores del pasado para reformular las acciones del presente e incidir de manera puntual en la construcción del futuro, de allí que gran parte de nuestros posicionamientos y propuestas de punto de acuerdo y de reformas o adiciones a diversas leyes, persiguen tal fin y lo seguirán haciendo, pues precisamente es a través de la concientización, educación y sensibilización que podremos avanzar, así como segura estoy mejorar como Estado y como sociedad.

Deseo que poco a poco se robustezca la cultura de la efectiva rendición de cuentas en aras de que ésta se traduzca en una nueva relación con la sociedad, segura de que el deber de informar de sus diputados ha de cumplirse, para que así esté confiada de que quienes llegamos a cargos de índole legislativa, pues estamos comprometidos con su bienestar, en atenderle, apoyarle y cumplirle, porque no hacerlo sería traicionar su confianza y eso es lo más importante, no defraudarle… yo estoy comprometida contigo ciudadano que me lees, con tu familia y con Zacatecas, seguiré trabajando con probidad, respeto, eficiencia, eficacia y seriedad porque en este segundo año de ejercicio constitucional quiero que tu voz, siga siendo mi voz.

Banner Home Videos 578 x 70

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ