El Beisbol en México merece el apoyo del Gobierno Federal

El Beisbol en México merece el apoyo del Gobierno Federal

Durante mi paso por la educación básica (1955-1964) fui un asiduo practicante de dos deportes: Beisbol y Baloncesto. El primero lo practicabamos animados por las extraordinarias crónicas que escuchabamos en la radio de los partidos de la Liga mexicana; el “Mago” Septien y el “Rápido” Esquivel estimulaban nuestra imaginación con sus descripciones de los lances de los fabulosos tigres y de los diablos rojos, y de jonroneros como Hector Espino. Los equipos referidos tenían sucursales muy cerca de Zacatecas, los tigres en Aguascalientes y los diablos en Fresnillo. Años espués llegaría a Zacatecas la sucursal de los pericos de Puebla encabezado por el famoso “Chanquilón” Díaz. Esas presencias estimularon con fuerza la creación de cientos de equipos en municipios, barrios y comunidades, que fueron la base para la integración de varias ligas regionales con muchos peloteros semi profesionales. La afición era tanta que los equipos de niños y jóvenes aprovechaban al máximo los recursos disponibles cociendo a mano la piel de las pelotas y utilizando hasta los bats quebrados (denominados “botellas). El climax llegó a principios de los años ochenta con la liga de la Asociación Nacional de Beisbolistas (Anabe) que rompió con los dueños de los equipos y se asociaron de manera independiente. Lamentablemente el experimento no se sostuvo y ello fue el inicio de la étapa de declive del beis profesional en el centro de México; sin embargo, el deporte se sostuvo con muy buena calidad en la Liga Méxicana del Pacífico que aprovechaba los inviernos para contratar pelotero de las ligas de verano en Estados Unidos. Una buena parte de la afición actual seguimos con atención la actuación de varios mexicanos que, aún sin apoyo, actúan en los equipos de las ligas mayores en E. U.

Pues bien, hace meses el presidente AMLO sorprendió a muchos cuando informó: “Vamos a crear escuelas de beisbol en las regiones del país, en el sureste, aquí en el centro, en el norte. Que haya escuelas de formación para maestros de educación física, pero, al mismo tiempo, en esas escuelas funcionarán las academias para jóvenes prospectos que se van a formar para ser buenos beisbolistas, que y que van a ir también a la escuela de Educación Física.” “De modo que, si no rinden, no dan el ancho, terminen con una profesión para seguir ellos promoviendo, como entrenadores, el deporte y, si tienen madera y son prospectos para Grandes Ligas, impulsarlos. Ese programa lo vamos a llevar a cabo en los seis años de gobierno”, explicó López Obrador.

El presidente también aclaró que en su administración todos los deportes recibirán apoyo como una medida para prevenir las enfermedades crónico-degenerativas, pero también a nivel recreativo y de alto rendimiento. “Apoyaremos el deporte profesional, también el de alto rendimiento, a deportistas que compiten en eventos internacionales para sacar medallas en Olimpiadas”, añadió.

El tema recuperó notoriedad por la reacción opositora ante el anuncio de que ya está autorizada la liberación de los fondos para la compra de dos estadios de beisbol en Sonora; la cantidad que se destinará para la adquisición de dichos inmuebles sería de 1,057 millones de pesos). Estos recursos serán utilizados para convertir los estadios “Héctor Espino”, en Hermosillo y “Tomás Oroz Gaytán”, ubicado en Ciudad Obregón, en escuelas de beisbol, como parte del proyecto deportivo propuesto el mandatario, y formarán parte del fondo de pensiones de los trabajadores de Sonora. Ahora se sabe que están contemplando alguna participación del Gobierno estatal, y que se contempla invitar a participar también a la iniciativa privada, porque se está contemplando la construcción de hoteles y de centros comerciales, aunque los estadios remodelados van a seguir siendo utilizados para jugar y como escuelas de educación fisica y formación de jugadores de alto rendimiento.

La ofensiva opositora en esta materia pretende hacer creer que la afición y practica del beisbol en México son insignificantes y que, entonces, la inversión anunciada es un derroche debido a un capricho del mandatario y no una demanda social. Algunos se atreven a señalar que es un deporte elitista que el gobierno no tiene porqué apoyar. Es evidente que la decisión tomada hace años por los dueños del sistema de medios de comunicación, de no transmitir más que esporadicamente el beisbol nacional, ha generado una percepción muy alejada de la realidad que se vive en los campos de juego esparcidos por todo el territorio nacional. Esperemos que la decisión de AMLO propicie una oleada de entusiasmo en los jóvenes y que muy pronto ello se exprese en un aumento significativo del número de peloteros mexicanos jugando en las ligas mayores de Estados Unidos y otros países del mundo que no desmerecen en calidad.
Esperemos que la amargura de los opositores busque otro destinatario, el beisbol no merece más que apoyo. ■

Banner Home Videos 578 x 70

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ