Elección para la auditoría y la Transparencia: los motivos inconfesables de Morena

Elección para la auditoría y la Transparencia: los motivos inconfesables de Morena

Cuando Raúl Brito Berumen fue cuestionado por la oposición desde el sexenio de Miguel Alonso Reyes fue porque lo instalaban como Auditor del estado, cuando había sido su contador en el proceso de campaña electoral. El conflicto de interés se argumentó durante años. Y ahora la ‘combativa’ oposición lo avala y gana con 28 votos (menos dos votos del total). Lo más notable es el pacto o acuerdo de la fracción parlamentaria de Morena con el oficialismo y el gobernador del estado para ir juntos en la designación del auditor. ¿A cambio de qué? El grupo de diputados locales que se autodesigna como monrealista se ha distinguido no sólo por ausencia de propuestas legislativas o criterios en la distribución de los rubros presupuestales, sino por solicitar dinero para cada uno de sus miembros a través de apoyos pactados. ¿Esa es la 4ta transformación?: reelegir al personaje más señalado de cubrir la corrupción de MAR justamente por las dos senadoras zacatecanas (Chole y Geovana) que más han promovido el tema. ¿Esa es la conducta congruente con la narrativa del Presidente de la República?

El caso del Instituto de Transparencia es una historia similar. Se impuso la candidata del gobernador, cuando después de la entrevista fue evidente “y comentado expresamente por la mayoría de los diputados” que había dos aspirantes que rebasaban con mucho en méritos y conocimiento a quien resulto designada. Sin embargo, no fue un asunto de méritos sino de lealtad al Ejecutivo. La noticia relevante es que los diputados avalaron a la candidata de la línea directa del gobernador. Tello había declarado que no iba a meter las manos, pero hoy queda claro que fueron suyos los dos candidatos designados en órganos estratégicos: la transparencia y la vigilancia (Fabiola Torres y Raúl Brito).

¿A cambio de qué los diputados monrealistas de Morena votaron a favor de los candidatos del gobernador (uno de ellos impresentable)? ¿Dinero? ¿Apoyo de programas? ¿Candidaturas futuras? No lo sabemos. Sin embargo, cualquiera que haya sido su motivo hay una certeza: es inconfesable. Esa es la calidad moral de los representantes de la 4ta transformación en Zacatecas. En la próxima elección, ¿nos querrán convencer de votar por sus candidatos con los argumentos de la coherencia, el combate a la corrupción y la promesa de un Estado capaz (dirigido por personas con méritos)? ¡Santo Dios! Con estos comportamientos es imposible que dichas razones convenzan. La otra es que no piensen ganar con razones; luego entonces, lo harán con formas ajenas a la validez del discurso político: dádivas, apoyos condicionados del gobierno o presiones. En todos los casos, ¿estaremos ante el cambio esperado? Estaremos ante la insaciable repetición de los peores vicios de la política, pero a nombre de una gran transformación. En los próximos días sabremos los motivos, ni duda cabe, pero la respuesta no invalidará el vicio político que ha quedado evidenciado. Los zacatecanos hemos registrado estos acontecimientos, veremos cómo los procesan los dirigentes nacionales que afirman que Morena es o será un partido de nuevo tipo. Ahora mismo, en Zacatecas, no lo es.

Banner Home Videos 578 x 70

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70