Las + Recientes

La principal propuesta de Plomo es la “solidaridad, reconocer nuestras luchas y apoyarnos”: Pablo Román

La principal propuesta de Plomo es la “solidaridad, reconocer nuestras luchas y apoyarnos”: Pablo Román
Plomo, durante su concierto en Zacatecas. Foto: ARACELI RODARTE SOLÓRZANO
  • Para mí, la música es más desahogo y no entretenimiento, sostuvo el vocalista
  • Encontré el punk “no con parceros”, sino por sentimientos; siempre supe que me sentía mal y que las cosas no estaban bien
  • “Yo le digo a cualquier parcerito o parcerita que si tiene cualquier sentimiento, que lo grite”
  • Esta banda de hardcore punk originaria de Chicago, la cual tomó su nombre de la canción Es un crimen, de Eskorbuto, dio un concierto en Zacatecas

Para mí, la música “es más desahogo; no es entretenimiento. Por eso, siempre me siento mal cuando la gente pide más, porque trato de dar lo que tengo y allí lo dejo”, sostuvo en entrevista exclusiva Pablo Román, vocalista de Plomo, banda de hardcore punk originaria de Chicago, Illinois, Estados Unidos, minutos después de que esta agrupación finalizara el concierto que ofreció en Zacatecas el pasado 24 de noviembre, donde compartió escenario con las zacatecanas Pádme, Ataraxia y Divergencia.

Este desahogo, de acuerdo con lo que refirió Pablo en ésta que representó su primera entrevista, dado que dijo ser “muy cerrado, muy solitario”, viene del contexto en que él y sus padres nacieron y se criaron y que, derivado de ello, Pablo tomó gusto por el extinto grupo de punk español Eskorbuto, hasta hoy en día una de sus bandas favoritas.

Plomo debe su nombre precisamente a la letra de una de las piezas de Eskoburto, la intitulada Es un crimen, y concretamente de su frase “cuánto plomo malgastado”. Mencionó que comenzó a escuchar a Eskorbuto cuando era joven, debido a los ambientes donde creció, que fue en barrios, en ambientes dominicanos y boricuas en Nueva York y luego en Miami. “Así, encontré el punk. A Eskorbuto lo escuché cuando yo era joven, como todo mundo, y como dicen”, se trata de una realidad.

Esa noche en Zacatecas, en el Stage Pub Bar “Amsterdam Spot”, Pablo Román representó uno de los motivos, aparte del estilo prendido y veloz de la agrupación, para que la gente externara su energía mediante el slam, pues durante todo su concierto no estuvo arriba del escenario, sino entre el público, con esa voz ronca y los sentimientos expuestos y explosivos que caracterizan al hardcore punk.

Invitado por Espíritu Rebelde Produxiones, Plomo, que en este sentido se adhirió al evento denominado Fuck your Borders, y que por primera ocasión realiza una gira, se fundó hace tres años y medio en Chicago.

Pablo, nacido en Nueva York, refirió que encontró el punk más allá de “con parceros, por sentimientos, pues siempre supe que me sentía mal; siempre supe que las cosas no estaban bien”; entonces, llegó a las tocadas y allí conoció a sus compañeros, “a mis parceritos; y allí empezamos”. Agregó que en Chicago, muchas de las tocadas que se realizan son en sótanos, son tocadas caseras.

Tras recalcar que no quiere individualizar su caso, asintió que su familia “ha sufrido mucho por el Estado”, sin embargo, dijo, es una situación que muchos, de diferentes nacionalidades, padecen en países como Estados Unidos, desde colombianos, mexicanos, hondureños, salvadoreños, puertorriqueños. Refirió que el trato “es como barrio a barrio” y una forma de presión es el aumento de las rentas, con lo que “la policía ya tiene su momento para sacar a la gente del barrio. Eso pasa cada día”.

Pablo, hijo de un “paisa”, de un antioqueño (Antioquia, Colombia) criado en Pereira (Risaralda, Colombia), y de una potosina criada en Matehuala, nació en Chicago, pues sus padres se conocieron en el Condado de Queens, en Nueva York, “y de allí salí yo”, expresó con una sonrisa. Su gusto por el punk hardcore nació de muchas influencias, pues vivió en Colombia un tiempo y viene de muchas ciudades donde “el hardcore es muy importante, porque hay allí mucha gente que siente las mismas cosas; es humillada y oprimida”.

Respecto a la composición de su música, a Pablo, quien luego de vivir en Chicago, regresó, por cuestiones económicas, a Nueva York, sus compañeros, quienes continúan en Chicago, le envían la música que hacen y él escucha el ruido y lo siente, de manera que él es quien se encarga de escribir las letras con “lo que me sale”.

“Escucho los ritmos, porque, más que todo, quiero mucha energía. Entonces, me enfoco en esa vibra. Escucho la música y es entonces cuando me viene la letra. Nos mantenemos en contacto. La renta, en todas las ciudades, está subiendo, por lo que todos averiguamos dónde podemos (establecernos), (de modo que) el guitarrista se mudará a Filadelfia. Todos estamos moviéndonos y nos quedamos en comunicación, porque somos parceros, hablamos todos los días”, no ensayamos juntos desde hace dos años.

Apuntó que actualmente todo lo planean, componen y consensuan hablando a distancia, y no de manera presencial; “es diferente, pero igualmente es echarle ganas”. En cuanto a la composición final, a veces entre ellos se dan la sorpresa al momento de ya tocar incluso, pues “yo le digo a cualquier parcerito o parcerita que si tiene cualquier sentimiento, que lo grite”.

Abundó, respecto a la distancia, que para todo se requiere “dinero. Está medio duro, pero somos parceros, nos hablamos y nos mantenemos enfocados en lo que queremos hacer porque no es sólo, por decir, algo que nosotros sentimos, es decir, sé que mucha más gente se siente así”.

Dicho eso, enfatizó que la principal propuesta de Plomo, que ha grabado un demo y un EP, es la “solidaridad y comunidad, trabajar juntos, reconocer nuestras luchas y apoyarnos, porque son sentimientos verdaderos y eso no muere; eso es verdad y uno lo vive. ¿Qué opción tiene uno?”, preguntó finalmente.

Como ya se refirió, ésta es la primera gira de Plomo. Antes de Zacatecas –donde puso a la venta material propio, entre éste, sus canciones grabadas en cassette-, estuvo en Querétaro y Ciudad de México, y después de Zacatecas, en Plaza Gómez y otras ciudades. En Zacatecas dijo haber estado muy contento y emocionado tanto por la visita como por la gente que fue a verlos: “Me siento muy orgulloso y suertudo, porque ¿quién iba a saber que iba a llegar acá?”, sonrió. “Cuando uno hace lo que uno siente es que eso es”. No es decir si algo es bueno o malo, concluyó.

Banner Home Videos 578 x 70

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70