Las + Recientes

Virgen Monumental quiere erigirse en colonia que es un monumento a la desigualdad: Enciso

Virgen Monumental quiere erigirse en colonia que es un monumento a la desigualdad: Enciso
Ya existe una Virgen de gran tamaño donde planean construir otra ■ fotos: andrés sánchez

■ Cuestiona posición de alcalde, quien dice que la falta de dinero es lo que frena el proyecto

■ Dice que Enrique Flores estaba gastándose el dinero municipal en una obra que contraviene precisamente los principios del Estado laico planteados por la Constitución

■ Afirma que desde el principio hubo opacidad sobre el proyecto; no respondieron a solicitudes de información

 

“Es lamentable lo que declara Julio César Chávez. Es decir, no es que no debemos dar continuidad al proyecto porque dinamita el esquema constitucional que debe regir al Estado mexicano. No, no es por eso, eso como sea. El problema es que no tenemos dinero compañeros, si no con todo gusto ¿verdad?”, dijo José Enciso Contreras.

El docente investigador jubilado de la Unidad Académica de Derecho de la UAZ agregó que las declaraciones que emitió el pasado 28 de septiembre el alcalde morenista de Guadalupe sobre el proyecto de la Virgen Monumental, revelan que por lo menos parte de su ejecución sí estaba soportada en el gasto al erario guadalupense.

La construcción de la imagen de 47 metros de alto que la propone mayor al Cristo Rey de Corcorvado, figura emblemática de la ciudad de Río de Janeiro, Brasil (39.5 metros), y de la Estatua de la Libertad en Nueva York (37 metros), involucra a la par el levantamiento de un centro de turismo religioso, y fue impulsado por el antecesor de Julio César Chávez, el priísta Enrique Guadalupe Flores Mendoza.

El hecho de que el actual presidente municipal declare además mediante un comunicado de prensa que de momento no proseguirá con ese proyecto, reconociendo que no tiene dinero y que esa es la principal causa, “habla de que ya conoce el expediente o expedientes, y obtiene por conclusión que parte importante de su ejecución descansaba sobre los recursos públicos de los guadalupenses”, dijo Enciso Contreras.

“Entonces, Enrique Guadalupe claro que estaba gastándose el dinero municipal en una obra que contraviene precisamente los principios del Estado laico planteados por la Constitución”, observó.

En opinión del también historiador, el ex alcalde priísta no era ignorante de su violación a la Carta Magna.

“No, no creo que sea un tonto porque me he metido a ese nivel de la política. Lo que ocurre es que no tiene como principio de su formación ni como político ni como ciudadano el respeto a la Ley”.

De esta forma Flores Mendoza pretendió imponer sus creencias religiosas “sobre todas las cosas, además sacando algún provecho económico. Porque él muy bien lo declaró, que si no funcionaba como negocio, el proyecto no iba a funcionar”.

El académico comentó que si bien esta no es una novedosa interpretación de la religión, sí es la reactivación de su concepción como negocio.

Morenista recién llegado
Agregó ahora respecto de la postura del alcalde morenista, Julio César Chávez Padilla, que es “un recién llegado” al proyecto político de nación de Andrés Manuel López Obrador. “No lo entiendo de otra manera. No creo que haya abrevado en los principios del morenismo, o que tenga muy en claro qué piensa López Obrador y quienes comparten su proyecto de país”.

Opinó que la argumentación del edil “se ve demasiado pobre. No quiere malquistarse con los grupos fundamentalistas de católicos de Guadalupe que seguramente le exigieron una definición al respecto, y él por no quedar en mal incluso señala que como símbolo se vería bonito –el monumento-.

E incluso señala “en esa rara interpretación que tiene de la historia, que nos conduce a hacer un monumento más grande que la estatua de la Libertad. Pero no tenemos dinero compañeros, si no con todo gusto”.

Enciso Contreras observó además que la figura de la descomunal virgen quiere erigirse justo en una colonia guadalupense que ya es un monumento a la desigualdad social de aquella demarcación, “le vamos a poner una cereza” que termine de refrendarla.

“Por eso creo que son lamentables y cuestionables esas declaraciones. Espero que haya sido un dislate de novatez. Pero creo que debe tener en cuenta a la Constitución. En un proyecto de estos lo primero que debe revisarse como político y como ciudadano es la viabilidad constitucional y no meter la mano a la bolsa y decir que no hay dinero ¿no?”.

Dijo que los ciudadanos de Guadalupe requieren claridad para saber “si contamos con autoridades que comulguen con los principios constitucionales o con los intereses particulares de algunos grupos”.

Santa opacidad
El investigador refirió que por muchos medios oficiales que incluyeron solicitudes de información a la Comisión de Transparencia del ayuntamiento de Guadalupe y al Instituto de Transparencia del Estado de Zacatecas (Izai), trató de obtener información sobre el proyecto “en tiempo del gobierno de Fray Enrique”.

Sin embargo, “no pude obtener absolutamente nada por aquella vía que no fueran negativas y ocultamiento”.

Los documentos facilitados a este medio indican que José Enciso Contreras en fecha 8 de diciembre de 2017 envió una misiva al H. Cabildo del Municipio de Guadalupe con sustento en el derecho constitucional de petición, que fue recibida en la Oficialía de partes de la institución el mismo día a las 10:10 de la mañana.

En ella asume que el entonces alcalde, debió informar en detalle “a alguien” sobre la construcción de la virgen que ya había estado difundiendo en medios de comunicación, “y espero que sea a esta autoridad colegiada, porque no se manda solo mi alcalde, eso creo”.

De los registros periodísticos recupera entre otros datos que el proyecto ya estaba muy avanzado para entonces, e incluso cuenta con recursos provenientes del erario municipal, estatal, e involucra a “un misterioso grupo de inversionistas gustosos de pagar la mitad” de los 30 millones de pesos que se difundió, costaría la obra.

Hay instalaciones sin utilizar

Cita asimismo que la imagen religiosa fue proyectada con la asesoría del Instituto Politécnico Nacional y que el modelo inicial es de la autoría del escultor Carlos Espino; incluso refiere de las declaraciones de Flores Mendoza vertidas a los medios, incluida la aparecida en La Jornada Zacatecas el 5 de octubre de ese año, que ya cuenta con la “aprobación” del obispo Sigifredo Noriega Barceló.

Luego señala a los regidores y demás integrantes del cabildo que los datos constituyen “una serie de despropósitos jurídicos y políticos”.

El primero que la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, que también les hace observar ese año cumplió un centenario de existencia, “en la parte conducente de su artículo 40 establece con claridad de la luz del día: Es voluntad del pueblo mexicano constituirse en una República representativa, democrática, laica y federal…”.

Agrega que “consigna en su artículo 130 el principio histórico de la separación del Estado y las Iglesias” y “por si esto fuera poco, el marco constitucional de los municipios mexicanos, establecido principalmente en el artículo 115 establece que: “Los estados adoptarán, para su régimen interior, la forma de gobierno republicano, representativo, democrático, laico y popular…”.

Luego de las aclaraciones legales hechas al cuerpo edilicio, les refirió su periplo para obtener información al respecto del proyecto que inició con la solicitud dirigida al propio Enrique Flores Mendoza a través de la oficina de transparencia de la presidencia municipal de Guadalupe.

“Cero. Nada obtuve por esta vía, sólo me quedó claro que estaban haciendo algo ilegal porque escondían la información. ¿Por qué escondían la información? ¿Por qué ocultar lo que es derecho y honesto?”.

José Enciso solicitó esta información el 5 de octubre de 2017 a través de la Unidad de Transparencia del ayuntamiento de Guadalupe, la respuesta obtenida fue una “declaración de inexistencia” de la misma.

Luego, el 31 de octubre del mismo año interpuso un Recurso de revisión ante el Instituto Zacatecano de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (IZAI), al que se refiere como “esa Carabina de Ambrosio”, que quedó registrado como el Exp. IZAI RR 161/2017.

La referencia de lo obtenido por ese medio dice, “una vez instigado por el Izai, el señor presidente, avalado por el comité de transparencia de este ayuntamiento, mediante un abigarrado y abstruso escrito ¡negó la existencia del proyecto de la colosal estatua!”.

Flores Mendoza sólo reconoció la existencia de un acuerdo del cabildo de fecha 29 de junio de 2017 para modificar el uso de suelo de parte del Cerro San Simón.
“Por lo menos se iban aclarando las cosas: el presidente no cuenta con la autorización de este cabildo para construir la estatua, solamente un columbario ¿Cómo le irá a hacer? ¿Le bastará con la autorización del obispo?”.

Pero también se dirigió por escrito a la entonces titular del Izai, Norma Julieta del Río Venegas, en fecha 13 de diciembre del 2017 para reclamarle ya en la instancia del “Recurso del Inútil Pataleo”, ya que el Recurso de revisión es una resolución definitiva que no puede ser combatida, para referirle las limitaciones “tan graves” en cuanto a los alcances de la Ley en la materia, pero sobre todo para manifestarse “sorprendido” de que encima, “comisionados como usted actúen solapando alegre y deliberadamente la opacidad con que se conducen autoridades como el presidente municipal de Guadalupe”.

Le reclama que “les haya dado una ayudadita a los chicos del ayuntamiento trayendo a colación una tesis aislada insertada en la página 14 de su resolución. Vean muchachos. Así se hacen las cosas. Aguzados para la próxima (…) Invoca usted dicha tesis mediante una forzada analogía y la pega débilmente, casi con saliva”.

La jurisprudencia que utilizó Del Río Venegas para combatir el derecho a la información de Enciso Contreras, le señala el abogado, se refiere a “Declaraciones vertidas a la prensa por servidores respecto de un particular”, cosa distinta a lo reclamado que fueron declaraciones de Flores Mendoza ante los medios sobre un proyecto, “no una persona”, le subraya.

En la zona habitan familias de escasos recursos

“Me pregunto: ya que se decidió mi comisionada presidenta a invocar jurisprudencia en la materia de Amparo, para contribuir a la opacidad justificándola, por qué carambas no la ha invocado para ayudar a la transparencia, la que sería, creo, salvo su mejor opinión, la actitud más encomiable en un funcionario del IZAI”.

Enseguida le refiere una jurisprudencia aplicable para ayudar a trasparentar el tema de la construcción de la ya mítica virgen de Guadalupe: “Acto reclamado. Debe tenerse por cierto cuando la autoridad en su informe lo niega, y a continuación hace manifestaciones que evidencian su certeza (Segundo Tribunal Colegiado del sexto Circuito. Amparo en revisión 628/92. Camilo Abrajan Moreno. 1º. De febrero de 1993. Unanimidad de votos. Ponente Tarsicio Obregón Lemus. Semanario Judicial de la Federación, Tomo 14, Época Julio de 1994, p. 391”.

Tras la cita observa, “¿cómo le quedó el ojo, mi doctora? ¿Verdad que esta tesis es más apropiada y aplicable a la especie? (…) Me explico las cosas de manera simple: Usted quiere usar tesis para sostener que la información no existe aunque la autoridad declare a la prensa que sí existe”, y “Usted no trae a colación tesis que dicen que la información sí existe aunque la autoridad diga que no existe”.

Le espeta por último a Julieta del Rio que “ha preferido tesis que ocultan y fortalecen la opacidad de la autoridad, tesis que apagan la luz (…) porque quiere quedar bien con la clase política. Para eso está usted allí en ese cargo, para asegurar los intereses del poder”.

Ante la discrepancias exhibidas entre lo dicho a los medios de comunicación y la información oficial obtenida mediante las herramientas de acceso a la transparencia, José Enciso Contreras solicitó ahora al Cabildo, “porque ya no entiendo nada”, que se le informara a detalle sobre la construcción del columbario referida en el acuerdo del 29 de junio, y lo correspondiente a la construcción de la estatua monumental de la virgen de Guadalupe, “y si cuenta con la debida autorización” de ese cuerpo colegiado.

Solicitó asimismo la información “acerca del sibilino grupo de inversionistas que aportarían los millones para complementar las aportaciones públicas para la citada obra (…) Tengo derecho a saberlo, porque si las cosas marchan como quiere el presidente, estarían gastándose beatíficamente el dinero de mis impuestos”.

Agregó a su misiva una invitación a las autoridades municipales a la reflexión, “alguien tiene que parar al presidente. Decirle que entre en razón, que lo que menos necesita este municipio y el país es violar las leyes. Que hay problemas de fondo en esta ciudad que debemos atacar en lugar de distraer esfuerzos y voluntades”.

Y anexó a la documentación de referencia, “un ejemplar de la Constitución como regalo de mi parte al señor presidente municipal”, en la que se tomó la molestia de separar las hojas donde se encuentran los artículos en cita. “Que si lo ven por ahí se la entreguen (…) va dedicada y toda la cosa”.

El documento fue enviado en copia a la 62 Legislatura del estado, al gobernador Alejandro Tello Cristerna, y al contralor municipal, Carlos Jesús Salmón.

Desempolvar y replantear
la estrategia legal
“Yo creo que si algo distinguió en este sentido a la administración de Enrique Guadalupe, fue su opacidad”. Agregó la observación de que “solo se esconde por parte del gobierno un proyecto sucio; sucio en el sentido de su financiamiento ¿Qué quiere decir opacidad y suciedad en esto? Que estaban dispuestos a gastar el dinero municipal en un proyecto discriminatorio de las creencias de los grupos guadalupenses no católicos”, además antisocial y ocioso, porque le quitó recursos que debieron dirigirse “a paliar siquiera” las graves necesidades sociales que tiene Guadalupe.

Concluyó que este tema también fue un factor que jugó en la derrota para la reelección de Flores Mendoza además del efecto López Obrador, “la gran oleada morenista”.

Agregó que en vista de que el alcalde Chávez Padilla analiza reactivar el proyecto como lo informó en su comunicado, José Enciso desempolvará el expediente que contiene la demanda que ya había interpuesto por estos hechos, y replanteará su estrategia legal para combatirlo, misma que ya se dirimía en tribunales.

En este sentido advirtió que es importante que la iniciativa privada que esté interesada “en meterle dinero al proyecto, si es que existe…ya vemos que a la mejor no, que todo era dinero público, que tenga cuidado porque le puede estar echando dinero bueno al malo”, ya que una resolución en los tribunales puede ser contraria a ese proyecto, “deberá serlo”, puntualizó.

José Enciso Contreras ■ foto: alma ríos
Banner Home Videos 578 x 70

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70