Las + Recientes

Alerta en Zacatecas

Alerta en Zacatecas

El 19 de diciembre de 2016 los medios de comunicación zacatecanos informaban de un macabro hallazgo en las inmediaciones del centro de la cabecera municipal de Juan Aldama.
Eran aproximadamente las cuatro de la tarde de aquel día cuando elementos de la policía municipal descubrieron en el interior de una camioneta GMC Equinox, cinco cuerpos de mujeres que presentaban perforaciones por armas de fuego de grueso calibre.
Un año antes el entonces gobernador del estado y actual director de Fonatur (Fomento nacional al Turismo de la Secretaría de Turismo federal), Miguel Alejandro Alonso Reyes, había dicho en su Quinto Informe de Gobierno que “la seguridad está de regreso” a Zacatecas. Nada más falso que esa frase.
Desde la campaña del año 2010 Alonso Reyes había prometido y comprometido frenar la ola de inseguridad que ya asomaba sus primeros narcobloqueos y hechos de alto impacto en la zona conurbada Zacatecas-Guadalupe, en Jerez, Río Grande, Villanueva, Jalpa, Sombrerete, Fresnillo y otros municipios.
Invirtió más de 4,000 millones de pesos para contener la inseguridad pero fracasó. Sólo en el discurso la detuvo.
El actual mandatario priista Alejandro Tello Cristerna también observó desde su campaña política en 2016 que dos temas eran los que demandaban los zacatecanos: seguridad y empleo y firmó un contrato para comprometer su solución.
Hasta el momento no se ha logrado: el año 2017 fue el más violento en Zacatecas, donde se registraron 1,221 homicidios (dolosos y culposos), de acuerdo a la información que proporcionó la Procuraduría de Justicia del estado.
Al desglosar las cifras el número de homicidios dolosos ascendió el año pasado a 724, lo que significó el 21.5% más que el 2016, hechos en los que el crimen organizado estuvo involucrado en el 89.5% de los casos.
Tello Cristerna había dicho antes de su toma de posesión del 12 de septiembre de 2016 que designaría a un civil al frente de la Secretaría de Seguridad Pública estatal, pero después de su entrevista como gobernador electo con el secretario de la Defensa Nacional (Sedena), General de División, Salvador Cienfuegos, cambió de parecer.
Su primer secretario de Seguridad Pública fue un militar oaxaqueño pero nueve meses después de su nombramiento, el general Froylán Carlos Cruz fue destituido por la falta de resultados en el combate a la violencia.
El actual secretario de Seguridad Pública, Ismael Camberos Hernández, de amplia trayectoria en la Policía Federal, próximamente cumplirá 14 meses al frente de la dependencia responsable de combatir a la delincuencia en el estado, pero los resultados aún no son los esperados.
La violencia no cede y de acuerdo a su comportamiento, podría ser igual o superior a la registrada el año pasado.
De acuerdo a los registros de los medios de comunicación la violencia en el estado ha tomado un giro distinto. Cada vez participan más menores en los hechos de impacto y el número de mujeres menores de edad asesinadas va en ascenso. El secuestro, la extorsión y las violaciones sexuales acaparan los índices del semáforo rojo.
El 20 de julio de este año las redes sociales se estremecieron ante la desaparición de la niña Sanjuana de apenas nueve años de edad. La red social WhatsApp se inundó con mensajes y reenvíos de reportes. La niña había salido de su casa en la popular colonia Gavilanes, ubicada en uno de los polígonos de alta peligrosidad en la zona conurbada Zacatecas-Guadalupe, para hacer una compra en la tienda y ya no regresó.
Tres días después el cuerpo de la pequeña fue hallado en un lote baldío del municipio de Guadalupe.
Pero existe otro fenómeno que va consolidando preocupantemente su presencia en el mapa criminal del estado que, hace 20 años, gozaba de una fama de tranquilidad social: el feminicidio.
La diputada perredista María Elena Ortega dio a conocer que en lo que va del año se han cometido 18 feminicidios, de los cuales 12 están debidamente documentados en el Sistema Nacional de Seguridad y seis no están registrados.
De acuerdo a información de la Fiscalía General de Justicia en el año 2016 se registraron 13 feminicidios; en 2017, 14 y en lo que va de este año, el número es muy superior al comportamiento de este fenómeno criminal.
De acuerdo al Banco Estatal de Datos sobre la violencia contra las mujeres, los 14 feminicidios cometidos durante 2017 se desglosan de la siguiente manera: cuatro en Fresnillo; tres en Zacatecas capital; uno en Río Grande; tres en Guadalupe; dos en Loreto y uno en Pinos. Este portal aún no reporta los registrados este año en el estado.
El pasado miércoles ocho de agosto el gobernador del estado, Alejandro Tello Cristerna, dio a conocer la autorización de Alerta por Violencia de Género en el estado por parte de la Secretaria de Gobernación.
La alerta tiene vigencia en todo el estado y fue generada a petición del gobierno zacatecano, incorpora medidas de prevención, seguridad, justicia y protección para las mujeres en el estado.
Grupos feministas independientes reclaman que esta alerta no sea solo una simulación gubernamental.
Al tiempo.

@juangomezac

Banner Home Videos 578 x 70

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70