Las campañas presidenciales a 40 días del gran día

Las campañas presidenciales a 40 días del gran día

De cara al segundo debate, el día de ayer, el periódico Reforma publicó cuatro infografías en las que se daba cuenta del número de estados visitados por los candidatos presidenciales; el número de municipios: a cuántos foros han ido -entendidos como reuniones con grupos empresariales y de la sociedad civil, ONGs, asociaciones civiles, etcétera-; los mítines realizados, los ingresos y egresos de la campaña, y también la preferencia electoral que de acuerdo a la encuesta del propio medio han logrado hasta ahora, a 40 días de campaña.
Cobertura
En lo que va de campaña, López Obrador ha visitado 27 entidades federativas, seguido de José Antonio Meade con 22, Ricardo Anaya con 19, y Jaime Rodríguez Calderón “El Bronco” con 13.
La distinción, pese a lo avanzado de la campaña, no parece mucha, pero el dato más esclarecedor es el que refiere los municipios en los que han estado los candidatos presidenciales: López Obrador ha tenido presencia en 120 demarcaciones, un promedio de 4 por entidad; le sigue José Antonio Meade con menos de la mitad, 48 municipios en 22 entidades; posteriormente El Bronco, con 28 municipios; y finalmente, Ricardo Anaya que sólo ha pisado 20 municipiosen campaña, probablemente uno por cada entidad a la que ha acudido, y ocho menos que los del candidato independiente, quien seguramente tiene menos recursos y estructura para organizar una campaña a nivel nacional.
La presencia de los candidatos en los municipios puede tener muchas lecturas y también variadas consecuencias. Dado el liderazgo indiscutible de Andrés Manuel López Obrador en todas las encuestas, en los partidos que lo postulan no hay candidato a alcalde o a legislador que no esté presto a posar en la fotografía con él, a mencionarlo en boletines, y hasta a decir que son amigos.
Esto, si se hace bien, puede servir en ambas direcciones, empuja a Andrés Manuel, y empuja al candidato local. Y la asistencia de López Obrador a tantos municipios fortalece esa estrategia.
También podría significar que hay en las regiones apartadas del país a donde no llegan encuestadores, sondeos de redes sociales, y dónde los opinólogos no miden el pulso, una simpatía por el tabasqueño que no ha sido medida.
La importancia de ese sector es discutible, pero fue el apoyo en lugares con esas características lo que en parte provocó los sorpresivos triunfosdel Brexit y de Donald Trump.
No podría menospreciarse, sin embargo, que es también en estos lugares donde los votos se definen en mayor medida por la estructura partidista, y que en eso destaca notablemente el Partido Revolucionario Institucional.
Sin embargo, ante ese panorama, López Obrador se ha preparado con operadores políticos de conocida eficiencia para este tipo de situaciones. No así Acción Nacional, cuyo fuerte nunca ha estado en esta forma de hacer política, y su aliado, el Partido de la Revolución Democrática, con más experiencia en la materia, está inmerso en un caos en el que la mayoría está a tono del “sálvese quien pueda”.
Sociedad
En cuanto a los foros con organizaciones civiles, sociales y empresariales a los que han asistido los candidatos, la delantera es de Ricardo Anaya con 14, seguido muy de cerca por José Antonio Meade con 13; El Bronco ha acudido a 10, y López Obrador a ocho.
El resultado está a la vista, Anaya ha conseguido más simpatía en ese sector y ha logrado que seabogue a su favor para formar una alianza de facto que lo impulse. No obstante, sus gestores no han sido suficientemente persuasivos al grado de que se olvide la etiqueta de “traidor” que carga a cuestas.
Andrés Manuel ha toreado a ese sector a veces con su presencia, pero sobre todo dejando la tarea de aproximación a miembros de su equipo como Alfonso Romo, Tatiana Clouthier, Esteban Moctezuma,Marcos Fastlicht, y la propia YeidckolPolevnsky quien ahora es presidenta de Morena, pero algún día lo fue de Canacintra.
Dinero
Respecto al dinero usado en campaña: dato en el que Ricardo Anaya deja muy atrás a sus contrincantes con 162 millones de pesos que nadie se explica en qué se han ido, con tan sólo 29 mítines en campaña, y habiendo visitado sólo 20 municipios. Le sigue José Antonio Meade con 116 millones de pesos pero el doble de mítines y de municipios visitados. López Obrador ha gastado 26 millones de pesos apenas el 16% de lo que ha gastado el panista, y ha hecho 120 mítines, y 120 municipios (a sus 64 años de edad).
Este es –a mi parecer- el dato más elocuente: Ricardo Anaya, en segundo lugar, ha gastado 11 veces más que Andrés Manuel López Obrador quien sin embargo le lleva 20 puntos de ventaja. El panista, acostumbrado a arrancar arriba lo que abajo no conquista, probablemente ha perdido de vista que los votos se cuentan, no se pesan.? ■

Banner Home Videos 578 x 70

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70