Las + Recientes

Hartos de Yarto

Hartos de Yarto

No tenemos ni la más remota idea de quien recomendaría a este personaje; supuestamente experto en la industria sin chimeneas – el turismo – para que se hiciera cargo de esta tan importante dependencia en un estado como el nuestro donde la minería solo deja daños, la agricultura se encuentra estancada y sin agregar valor a nuestros productos que salen a precios ridículos en demerito de los agricultores, y donde la industria ¿? Bueno – que decir – esta prácticamente ausente y más si se le compara con el gran desarrollo de nuestros estados vecinos.
Solo nos queda el turismo basado en una bella ciudad la capital que ha resistido heroicamente los embates de sus agresores – destructores en potencia – que por hacerse de algunos pesos han ordenado sin mayor asesoría ajustes como los que hiso Miguel Alonso en el Centro Histórico y en la Alameda, y que actualmente se repiten en el Centro por órdenes de un ayuntamiento priista que busca realizar obras, porque sin obras no hay sobras, y dos años son muy poco para hacerse de los dineros mal habidos que quisieran.
El turismo cultural ha sobrevivido porque nuestra capital, y otras ciudades ya etiquetadas como pueblos mágicos especialmente Jerez, han logrado ganar a través de los tiempos un prestigio y que atraen el turismo nacional sobre todo en puentes y temporadas vacacionales.
Pero que no nos vengan con el maldito discurso que la Semana Cultural que por cierto ha decrecido en su nivel de calidad, atrae visitantes porque eso es una MENTIRA.
Hace apenas una semana el Secretario de Cultura y el de Turismo realizaron una rueda de prensa para hablar del gran éxito – ¿deberás fue un éxito? – Nos hablan de una enorme derrama de recursos procedentes del turismo que abarroto nuestra ciudad en la semana santa, y que desapareció casi por completo en la de pascua.
La realidad es que por las razones arriba enunciadas los turistas nacionales cuando tienen algún espacio viajan, esa es una costumbre de los mexicanos, y viajan tengan o no los recursos para hacerlo – como se demuestra en los mexicanos que entre los 5 y 10 mil viajaran a Rusia al mundial que resultara el más caro para el que gusta de estos eventos, muy por arriba de los de Alemania, Sudáfrica o Brasil, pero que importa endeudarse si se le puede dar vuelo a la hilacha.
Pero por el amor de Dios señores, no nos engañen, no nos quieran ver la cara de tontos, por que saben perfectamente que la realidad es muy diferente, y que la derrama que dejaron los días santos es menor si se le compara a la de años previos, y que nada tiene que ver con el Festival Cultural.
Si el Festival Cultural fue o no exitoso ya platicaremos al respecto en otra colaboración, pero a mí en lo personal me da la impresión que su calidad fue de mala a pésima, porque aunque hubo muchos eventos la cantidad nunca aporto a la calidad de quien pretende realizar un festival que trascienda, y pongo solo dos ejemplos.
Año por año asisto al Sabbat Mater desde que este evento se realizaba en el Templo de Fátima, donde escuchábamos maravillosas participaciones de conjuntos de cámara como aquellos cubanos que vinieron a enriquecer nuestra cultura, este evento realizado ahora en la Catedral dejo mucho que desear, el conjunto de cámara estaba compuesto por adolescentes estudiantes de la Escuela de Música – supongo – en formación lo cual por más que realizaran su mejor esfuerzo – lo cual es plausible – le dio una pobre calidad al evento que había ya ganado un gran prestigio.

Y eso que el Secretario de Cultura es músico de profesión.
Y que decir con cantantes como el brasileño Daniel Boaventura presentado como un gran exponente del Jazz, nada que ver, si en su condición de galán provoco el grito de las féminas, su cantar deja mucho que desear. Estos son solo dos ejemplos, pero más adelante completaremos nuestra reflexión sobre el Festival Cultural y su poca y pobre difusión nacional.
Y con todo y ello el Secretario de Turismo pretende montarse en el mismo y venderse como uno de los que promocionó el turismo cultural a través de este festival lo cual es otra de sus mentiras.
Que ha hecho realmente el señor Yarto a parte de cobrar – y mucho – la respuesta sería: Absolutamente nada, y como premio Alejandro Tello – que lo puso en su puesto – Lo lleva con cerca de 100 personas – con gastos pagados por supuesto – al Tianguis Turístico de Mazatlán, para ¿promocionar? El turismo en actos que no dejan nada y en los que se gasta mucho, donde el señor Yarto firma convenios aquí y allá que sirven para maldita la cosa.
Su primera y única obligación desde que tomo el cargo era la de facilitar a través de más vuelos de líneas de bajo costo a nuestra capital con el único y principal objetivo que llegara el turismo de una ciudad como la de México con sus 20 millones de habitantes ¿existe mercado mayor? Los capitalinos y de pasada aquellos que desde otros puntos quieren visitar nuestro estado, no se atreven a hacerlo por carreteras cada vez más peligrosas e intentan volar, pero les es imposible cuando una sola línea aérea monopoliza el lugar, y si sube de dos a tres vuelos diarios esto tampoco sirve porque sus costos siguen siendo elevadísimos.
Es por ello que cuando alguien tiene que viajar a la capital prefiere tomar un vuelo en Aguascalientes donde el costo es tres veces menor, como es posible que volar de CDMX a Mérida – o a Oaxaca – por poner dos ejemplos no cueste más de 1500 pesos idea y vuelta mientras que a Zacatecas no baje de 3 500 a 5 mil, es más caro viajar a Zacatecas – de la CDMX – que a Chicago, Nueva York, Los Ángeles o Las Vegas.
Los dueños de VIVA quisieron acercarse a quienes gobiernan nuestro estado para realizar una propuesta, y fueron tratados con toda la arrogancia y el desdén que caracterizan a algunos.
Entonces la pregunta sigue siendo ¿Ha traído el Sr. Yarto algún beneficio para nuestra comunidad? ■

Banner Home Videos 578 x 70

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70