Había una vez

Había una vez
Tarcisio Pereyra. De la exposición Energía, en Arroyo de la Plata

La Gualdra 329 / Río de palabras

 

 

 

Tons qué… tons qué, mi reina,

¿a qué horas sales al pan?

Botellita de Jerez

            

Para Tarcisio Chicho Pereyra

 

Había una vez, en un país remoto y hermoso. Lejos, muy lejos. Un reino en donde no faltaba nada. Y cuando digo nada, es nada de nada. Ahí reinaba un viejo Rey, noble y justo, bondadoso y paternal. El Rey estaba casado con una joven hermosa que era más bella que un amanecer en verano. El reino estaba rodeado de hermosos y fértiles campos sembrados con trigo, cebada, maíz y frijol. Los graneros del reino rebozaban de sacos de granos. Las huertas repletas de árboles frutales y hortalizas variadas. Bosques frondosos y de una increíble belleza, habitados por ardillas de largas y esponjadas colas, conejos y liebres, ciervos y gacelas, osos, jabalíes, lobos, y coyotes. El reino está bañado por mansos ríos y apacibles lagos, donde la pesca era abundante y variada. Por desgracia el reino no contaba con costas, playas y mar. Pero sí tenía una Marina perfectamente uniformada. Almirantes, contralmirante, contramaestres, capitanes, tenientes, alférez, grumetes y pajes. Que eran vitoreados y muy aplaudidos en los desfiles militares. En la mesa de los aldeanos del reino nunca faltaba el vino y el pan. Y por supuesto, también había una bruja malévola, con verruga en la nariz y en el mentón, pero un elemento pintoresco para satisfacer a los turistas. La Reina era la encargada de los banquetes, bailes y saraos. Mientras, el anciano Rey dormitaba plácidamente en el trono. La Reina gozaba de un espíritu festivo y alegre, era muy generosa y repartía alegremente sus favores. Sus enamorados hacían largas colas… Y colorín colorado, este cuento se ha acabado, porque su servidor también se va a formar en la cola… ¡Abur!

 

https://issuu.com/lajornadazacatecas.com.mx/docs/la_gualdra-329

 

Banner Home Videos 578 x 70

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70