En 2018, más recursos al pago de deuda que a inversión física

En 2018, más recursos al pago de deuda que a inversión física

El próximo año se destinarán más recursos al pago de la deuda que a inversión física, según cifras del proyecto de presupuesto de egresos 2018 presentado este viernes.
El costo financiero de la deuda pública presupuestaria para 2018 (que incluye la deuda del gobierno federal, los programas de apoyo a ahorradores y deudores y Pemex y la CFE) asciende a 663 mil millones de pesos, 10.6 por ciento más que el año pasado, mientras que el gasto de inversión estimado para 2018 sube hasta 594 mil millones de pesos, 3.4 por ciento menos en términos reales que el aprobado en 2017.
Datos del gobierno indican que la inversión física presupuestaria, la cual incluye los recursos para la adquisición de bienes muebles, inmuebles e intangibles, la compra de edificios, terrenos, mobiliario, equipamiento, así como las asignaciones para obra pública y proyectos productivos y de fomento, acumula una reducción real de 28 por ciento desde 2011.
Hacienda detalló que 92.3 por ciento del gasto de inversión corresponde a la física presupuestaria; 4.9 por ciento son subsidios para el sector social y privado, y para las entidades federativas y municipios, y el restante 2.8 por ciento se refiere a la inversión financiera.
Del total de gasto previsto para inversión física presupuestaria, 62.6 por ciento corresponde a los recursos previstos para las dependencias y entidades de la administración pública; 28.2 por ciento se relaciona con aportaciones federales para entidades federativas y municipios, y el restante 1.5 por ciento se refiere a los recursos para los poderes y entes autónomos, el Inegi y el Tribunal Federal de Justicia Administrativa.
El proyecto de presupuesto detalla que para mantener la eficiencia del gasto se priorizaron los proyectos de acuerdo a criterios de clasificación (proyectos plurianuales, en ejecución, mantenimientos y adquisiciones de infraestructura productiva, nuevos proyectos, y mantenimientos y adquisiciones administrativas) y su valoración en función de atributos como son el avance en las factibilidades, indicadores de rentabilidad, impacto regional, población beneficiada, compromisos de gobierno o previstos en el Programa Nacional de Infraestructura.
Por su parte, el costo financiero de la deuda pública presupuestaria se ubicará en 2018 en una proporción de 2.9 por ciento como porcentaje del PIB, el cual si bien se incrementa respecto del monto como porcentaje del PIB aprobado en 2017 su aumento es marginal 0.2 puntos del PIB y similar al observado en años previos.
El gobierno también propone reducir los requerimientos financieros del sector público de 2.9 a 2.5 por ciento del PIB, con lo que se estima que el saldo histórico de los requerimientos financieros del sector público como proporción del PIB llegue a 47.3 por ciento en 2018, menor en 0.7 puntos porcentuales que el estimado de cierre de 2017 incluyendo los recursos del remanente de operación del Banco de México.

Banner Home Videos 578 x 70

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ
¡Suscríbete!
Suscríbete a nuestro Boletín Informativo para recibir las noticias más recientes de La Jornada Zacatecas en tu e-mail
TU EMAIL AQUÍ