Celebran primera corrida de feria de la Fenaza 2014; se consiguen dos orejas

Celebran primera corrida de feria de la Fenaza 2014; se consiguen dos orejas
  • En la faena resulta herido Héctor Rojas; su pronóstico es delicado, informan

En esta primera corrida de feria tomó la alternativa Luis Ignacio Escobedo de manos de Eulalio López Zotoluco teniendo como testigo a Joselito Adame. Se lidiaron 6 toros de la ganadería de Pozo Hondo y uno de regalo de la ganadería de San Isidro.

El ganado simplemente no se dejó torear al carecer de las condiciones ya no digamos óptimas, por lo menos regulares. Todos los toros, salvo quizá el sexto de la tarde, acusaron debilidad, fueron mansos y sin casta. Se quedaron apencados en la arena, sin bravura alguna y sin trapío. Tendían además a defenderse bravuconamente; la mayoría calamocheaba y desarrolló sentido. A Joselito Adame y a Luis Ignacio Escobedo les fue concedida una oreja a cada uno, convirtiéndose en los triunfadores de la tarde.

El integrante de la cuadrilla de Joselito Adame, Héctor Rojas, sufrió un tremendo percance con el tercero de la tarde; al hacer el quite al banderillero que puso el tercer par, se llevó dos cornadas (una en el tórax y la otra en el abdomen) que lo mandaron a la enfermería de la plaza donde fue estabilizado antes de su traslado al hospital Santa Elena. Al cierre de esta edición, estaba siendo intervenido y su pronóstico es delicado.

Luis Ignacio Escobedo (de espuma de mar y oro con cabos en negro) tomó la alternativa con el toro Mollete, No. 25, de 545 Kg. –cárdeno oscuro, carifosco, sobaquero, meano corrido-, al que toreó por verónicas brevemente por la debilidad del astado, y al quite, por chicuelinas. Labor derechista primordialmente, pues por naturales regateaba más las pocas embestidas que tuvo Mollete. Dejó dos pinchazos y al tercer viaje una estocada caída, tendida y cruzada. Palmas.

El sexto de la tarde fue el único potable del encierro. Traguito, No. 9, de 484 Kg. –cárdeno claro, mascarillo, jirón, calcetero posterior, acucharado, rabicano y gargantillo-. Lo mejor fue la labor que hizo Escobedo en el primer tercio al recibirlo en los medios con larga cambiada de rodillas y luego por verónicas aprovechando el viaje del burel que en los caballos recargó brevemente, a diferencia de sus hermanos que rehuyeron al castigo. Labor derechista y voluntariosa pero sin ligazón a este Traguito que regateó las embestidas al final. Despacha al segundo viaje con una estocada entera, cruzada y trasera. El juez le concedió una oreja. División de opiniones.

Eulalio López Zotoluco (de rosa mexicano y otro) tuvo lo peor del lote en suerte. El segundo de la tarde, Pacharán, No. 39, de 495 Kg. –enmorrilado, castaño, aldinegro, carifosco- fue recibido de hinojos con una larga cambiada y luego toreado con verónicas despaciosas. El toro metía bien la cabeza en un inicio pero cambió después de la breve reunión con el picador. El Zotoluco hizo un buen quite por chicuelinas. El banderillero Cristian Sánchez salió al tercio por su buen desempeño con las banderillas. Con la muleta, Eulalio López a base de mandar mucho y bajarle mucho la mano a Pacharán, logró por lo menos hacerle tres tandas de derechazos. Toro complicado y mansurrón. Despachó al segundo viaje con una estocada desprendida. Palmas.

El cuarto de la tarde, Charrasqueado, No. 45, de 486 Kg. Fue protestado por el respetable y el juez no aceptó su devolución. El Zotoluco abrevió y tras dejar una estocada defectuosa, ultimó con el tercer golpe de descabello. Silencio.

Joselito Adame (de verde botella y oro) vino a Zacatecas a confirmar una vez más que es a base de talento y tenacidad como se logra ser figura del toreo. Tuvo en suerte al tercero de la tarde, Pregón, No. 8, de 502 Kg. –negro, enmorrillado, carifosco, acucharado, bien puesto de pitones-, al que recibió pegado en tablas con un pase por la espalda. El toro a pesar de salir suelto, desparramando la vista y mansurreando peligrosamente fue muy bien toreado por el hidrocálido. Fue Pegón quien hirió gravemente al subalterno Héctor Rojas y fue a este toro a quien Joselito persiguió por toda la plaza para hacerle las tandas que valieron la pena la tarde completa. Despachó con una estocada defectuosa y dos golpes de descabello. Una oreja. Palmas.

El quinto de la tarde fue malo también. Chocolate, No. 3, 552 Kg. –cárdeno, enmorrillado, acucharado, meano, sobaquero, caribello y espejeado de los corvejones-. Joselito lo toreó voluntariosamente pero el toro fue reservón, manso y complicado. Lo despacha con una estocada defectuosa. Palmas.

El toro que regaló Joselito, de nombre Carbonero, No. 285, 513 Kg. – cárdeno oscuro, carifosco, veleto- de la ganadería de San isidro, fue toreado con el capote de manera excelente; primero con dos largas cambiadas de rodillas, luego por mandiles y al quite por zapopinas. Carbonero recargó brevemente en los caballos pero de manera desigual; luego con la muleta se aquerenció y Joselito lo toreó pacientemente, casi con dulzura. Los recursos de Joselito por encima de las condiciones de sus toros. Falló con el estoque y despachó al primer golpe de descabello. Palmas.

Banner Home Videos 578 x 70

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70