Formato para informe, rebasado y obsoleto: oposición; por escrito se analiza mejor, dice PRI

Formato para informe, rebasado y obsoleto: oposición; por escrito se analiza mejor, dice PRI

■ La rendición de cuentas es una simulación, señala grupo parlamentario del Sol Azteca

■ Comparecencia del gobernador se presta a la diatriba, descalificación y señalamiento: Velázquez

Mientras que la oposición considera el formato del informe de Gobierno estatal rebasado, obsoleto y alejado de los preceptos repúblicos, el PRI explica que su resistencia a modificarlo se debe a que por escrito se pueda hacer un análisis más serio y responsable sobre las acciones de la administración pública estatal.

El próximo lunes 8 de septiembre el gobernador, Miguel Alonso Reyes, entregará por escrito a la 61 Legislatura su cuarto informe de labores y tal como sucede desde 2010, no está obligado a presentarse al pleno del Congreso a comparecer, pues lo hacen sus funcionarios. Él sólo realiza un evento político fuera del recinto parlamentario, esto por una reforma constitucional aprobada en 2008 y reforzada en 2010.

Al considerar que la rendición de cuentas es una simulación, hace un año el grupo parlamentario del PRD presentó una iniciativa de reforma a la Constitución para obligar al mandatario a asistir al Congreso, sin embargo, pese a que asegura la oposición, el coordinador del tricolor Rafael Gutiérrez se comprometió a analizarlo, al final la presidenta de la Comisión de Puntos Constitucionales, Erica Velázquez evitó sacar el dictamen, con el argumento de que los grupos parlamentarios no se pusieron de acuerdo.

Incluso la diputada ha dicho que hasta que haya consensos en su fracción, el PRI pondría a votación la viabilidad del cambio, si bien no descartó hacerlo en un futuro, para este 2014 ya no alcanzaron los tiempos, dijo en entrevista.

Aunque también como “legisladora y abogada” opinó que ve más propicio el formato actual por escrito porque así puede realizar un análisis más serio y responsable, pues la comparecencia del gobernador se presta a la diatriba, descalificación y señalamiento, con lo cual se deja de hacer un estudio responsable. Además, el formato actual se sostiene en varios estados como Distrito Federal, Durango, Jalisco, Nayarit, Puebla, San Luis Potosí, por mencionar algunos.

No obstante, el PRD como PT y PAN (quienes en su momento avalaron el formato actual), ahora consideran que la única intención del PRI es proteger la imagen del gobernador, lo cual negó la legisladora priísta: “los diputados tienen la facultad de hacer señalamientos sobre cada rubro”.

Además, agregó que si la reforma presentada hace un año no salió avante es porque en la Comisión también han estado ocupada en varios temas como la Reforma Política, la de Educación, en materia electoral y otras.

Ante lo suscitado, el coordinador de los perredistas, Iván de Santiago Beltrán, reconoció que si bien la modificación del formato se hizo en 2008, en 2010 se hicieron cambios para impedir que el gobernador se parara en lo absoluto en el Congreso e incluso mande el documento con el secretario general de Gobierno.

Aseguró que el Congreso no se ha reunido en más de una ocasión con el gobernador y por ende él debería dar la cara, al ser la persona que debe dominar todos los temas del estado y no enviar a los funcionarios para que los maltraten a ellos.

Para el PT la renuencia a modificar el formato sólo evidencia cómo el Legislativo no cumple su función de autónomo, porque por órdenes superiores incluso se negaron a presentar el dictamen en sentido negativo. “Esas situaciones ponen a este Poder de rodillas y en una oficialía de partes”, dijo el coordinador de la fracción, Alfredo Femat Bañuelos.

Tanto el petista como el perredista, aseguraron que estaban en la disposición de negociar el formato, pero lo cuestionable es la cerrazón dada, pues de ni siquiera se convocó a la comisión para discutir la iniciativa, “lo cual es una falta de respeto”, agregó De Santiago.

Por su parte, la coordinadora del grupo parlamentario del PAN, María Guadalupe Medina, dijo que los panistas se habían pronunciado porque el gobernador compareciera ante el pleno y el presidente de la mesa directiva le hiciera un pronunciamiento. Si bien acudirán los funcionarios a las glosas y cada fracción les dará a conocer sus posturas, lo importante es que no estará el jefe del Ejecutivo.

Coincidió con sus homólogos en que se busca proteger la imagen del mandatario “pues saben que es un mal gobernante y  tendría muchos cuestionamientos por parte de los diputados”, es así que crean un escenario a modo, con un informe falso y sólo dicen lo que les conviene.

Medina se pronunció por impulsar la reforma constitucional para que en 2015 se regrese a un informe republicano y no de simulación.

Además de Erica Velásquez, el príísta Javier Torres argumentó que el formato del informe se modificó en el sexenio de Amalia García en 2008 porque ya no se quería un Día del Gobernador, sino una rendición de cuentas más precisa.  Velásquez incluso comentó que en su momento fue una reforma ad hoc al partido en el gobierno.

Cliserio del Real de igual manera consideró que  la asistencia de los funcionarios al Congreso enriquece más por ser las personas que están enfocadas a temas específicos.

Banner Home Videos 578 x 70

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70