Las + Recientes

Punto y aparte

Punto y aparte

Decíamos que en el subsector ganadero, afloran problemas que si bien no han tenido solución, está en proceso de lograr nuevas facetas para quienes se dedican a esta actividad desde siempre, generación tras generación y mencionábamos también el surgimiento de la noche a la mañana, de nuevas generaciones de ganaderos que se integran a los esfuerzos de los gobiernos federal y estatal, para impulsar actividades de mejoramiento genético y en sí de acciones encaminadas a mejorar sustancialmente el hato ganadero.

Las acciones de organización, orientación y capacitación para producir y comercializar se difunden siempre y lo sabemos, en los tiempos previos a cada inicio de tal o cual actividad, como en el caso que nos ocupa: la ganadería y hace días, charlando con un pequeño ganadero, con poco ganado pero siempre dedicado a esta actividad, surgió el tema del barrido sanitario y de los tiempos que deben de respetarse y cumplirse para salir adelante con metas que se programan para lograr ganado de calidad que al final pueda llegar al mercado con calidad para que de ahí emane un buen precio y subsecuentemente una utilidad que satisfaga un buen porcentaje de las necesidades de quien lo produce.

Decía el amigo: en la ganadería, como sucede en muchas de las actividades productivas, existen semejanzas con la familia porque en el matrimonio, cuando nace un nuevo miembro, hay que llevarlo al médico para que lo revise y le ponga las primeras vacunas, de igual manera, en los primeros años de vida el pequeño ya debe de haber recibido los primeros sacramentos: el bautismo, la confirmación, la primera comunión y los que siguen conforme vaya creciendo hasta llegar al séptimo, el matrimonio y si no lleva los primeros, el joven no podrá recibir el séptimo sacramento, el matrimonio.

En la ganadería, dice: el becerro desde que nace debe de tener sus cuidados y quienes estamos metidos en esta actividad, sabemos lo que tenemos que hacer, no vamos a esperar a que el gobierno venga y nos diga cómo hacer lo que nosotros ya sabemos y si queremos mejorar, ahora sí, tenemos que recurrir a las instancias gubernamentales para que de común acuerdo y en base a nuestras necesidades, instale programas que se dirijan justamente al mejoramiento del hato ganadero. Porque no podemos salir a vender un animal que desde chiquillo trae problemas porque el dueño, el criador o productor no le aplicó ni vacunas ni aretes, como lo mandata el famoso Sistema Nacional de Identificación  Individual de Ganado (Siiniga). Y para que una vaca o un toro, sea cual sea su raza o calidad, debe de estar bien sanito y dentro de las normas y reglas que marca la Confederación Nacional Ganadera través de las uniones ganaderas de los estados y estas a su vez de las asociaciones ganaderas locales.

No sé, dice mi amigo, la verdad que no me explico cómo es que existen personas que se aferran a que todo les haga el gobierno y ha de ser porque así los acostumbraron funcionarios o gobernadores que poco o nada les interesaba el campo, en este caso el desarrollo de la ganadería, un sector importante por su generación de ingresos y participación en el producto interno bruto estatal, atacado ahora por el abigeato y por la irresponsabilidad de quienes saben sacar provecho de fallas, defectos o errores que en años anteriores se cometieron pero que ahora se deben de corregir, como es el caso de las guías de tránsito, un elemento que ha sido utilizado para mermar a la vista de todos, el patrimonio de la Unión Ganadera Regional de Zacatecas.

Existen en el subsector ganadero,  problemas que de entrada no los tiene que resolver el gobierno, por eso es que se debe de inculcar una cultura de trabajo, de unidad y responsabilidad, para que no surjan como sucede en cada elección, ya sea del consejo directivo de la Unión, o de cada una de las 58 asociaciones locales, dirigentes sin la calidad y los “tamaños” conocimientos para hacerle frente a las adversidades que enfrenta el gremio. Pronto se llevará a cabo aquí la asamblea nacional de la confederación nacional ganadera y los ganaderos del estado deberán ser ejemplo, un ejemplo positivo para el resto de los ganaderos del país.

Hoy, cuando a nivel nacional pero concretamente en Anenecuilco se conmemora el nacimiento del histórico líder agrarista Emiliano Zapata, las huestes de Pepe El tigre Narro, Marcos Pinedo y demás pandilla, se alistan para marchar por las céntricas calles de la ciudad capital. Seguramente que aprovecharán el movimiento magisterial de la región centro norte,  mismos que anunciaron hace días una caminata en protesta contra las recientes reformas aprobadas en el congreso de la unión. El caos y el desorden amenazan al Centro Histórico y tal vez a una que otra dependencia estatal y federal. Así que prepárese desde ahora muy temprano, para que llegue a tiempo.

Y aquellos que están dentro del gremio de la ganadería, ya sea como criadores, productores, engordadores, coyotes, intermediarios o abigeos, ya pónganse a jalar y no siembren dudas innecesarias e las mentes de aquellos hombres nobles de bien que trabajan en el campo y viven de la ganadería. La solución a sus problemas ustedes ya las conocen, no le hagan al tío Lolo y menos al policía chino. ■

Nos veremos en la próxima entrega.

 

[email protected]

Banner Home Videos 578 x 70

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70