Las + Recientes

La urgente renovación sindical

La urgente renovación sindical

Los líderes sindicales de México tienen el dudoso honor de competir con los partidos políticos por el primer lugar en desprestigio; son viejos dictadores que se eternizan en su dirigencias a base de miedo, cinismo y corrupción. Una relación perversa con el poder les permitió consolidarse como una gerontocracia antidemocrática, ejemplo vivo de la descomposición institucional que se vive actualmente en México. Personajes como Elba Esther Gordillo, Carlos Romero Deschamps, Joaquín Gamboa Pascoe, entre otros “líderes” han propiciado la criminal pérdida de 70 por ciento del poder adquisitivo del salario sin perder el control del movimiento obrero, demostrando que saben adaptarse a cualquier escenario, situación o ideología. Casi en su totalidad, la cúpula sindical se caracteriza por ser un desastre como gestores económicos y sociales; se limitan a aceptar lo que el patrón les quiera dar dentro de una política laboral que ronda en el cinismo, la corrupción y la falta de principios.

Mucho se ha comentado sobre lo anquilosado y retrógrado que resulta hablar en el siglo 21 del concepto del sindicato y más aún del sindicalismo como organismo intermedio entre el trabajador y el patrón. Si bien la imagen de estos organismos es muy mala, lo que es un hecho es que no se puede prescindir de ellos en una sociedad donde el trabajo es precario y las condiciones laborales empeoran todos los días.

En este escenario, es indispensable la renovación de los sindicatos para que sirvan a los trabajadores y conquisten un lugar en la sociedad, lo que va más allá de cambiar su denominación o liderazgo. Lo más urgente es crear los mecanismos que permitan a los trabajadores conquistar el control sobre sus dirigentes, especialmente en todo lo que se refiere al uso del patrimonio sindical. La renovación del sistema sindical exige como mínimo la transparencia.

Más allá de que la nueva ley de transparencia los contemple como sujetos obligados a ser transparentes y a rendir cuentas, lo cierto es que los sindicatos, como agrupaciones obligadas a la defensa del trabajador, deben realizar un ejercicio de renovación integral, para que sirvan como contrapeso a las organizaciones patronales, sino que también actúen como escuelas de ciudadanía con las mejores prácticas democráticas y de combate a la corrupción y los abusos.

En este escenario lamentable, en poco tiempo el Spauaz convocará a sus agremiados a elegir a sus dirigentes; pese a las debilidades que su dirigencia mostró en el reciente proceso huelguístico, algo avanzó en el camino de su legitimación al propiciar la toma de decisiones con la participación democrática de sus integrantes, mostrando que se pueden hacer las cosas de modo distinto. Ante la próxima renovación de la dirigencia del Spauaz vale la pena ratificar la necesidad de que los sindicatos jueguen su papel fundamental en la defensa de los derechos laborales, de manera que pronto logren reivindicarse ante sus agremiados y ante la sociedad en general.

Banner Home Videos 578 x 70

Related posts

Banner Home Videos 578 x 70